Colombia vivirá hoy otra jornada de movilizaciones que se prevén masivas, al cumplirse un mes del inicio del paro nacional que mantiene en tensión al país, mientras el gobierno es ambiguo sobre la pretensión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) de visitar el territorio para relevar las denuncias de violencia institucional y policial contra manifestantes. La vicepresidenta y canciller Marta Lucía Ramírez dijo que la CIDH puede venir "mañana" a Colombia "sin ningún problema", un cambio de postura respecto de lo anunciado días antes, pero el presidente Iván Duque fue más esquivo y evitó dar fechas, apenas una jornada después del duro pronunciamiento del organismo sobre abusos de las fuerzas de seguridad. Mientras, el país se apresta a vivir hoy otra jornada de marchas, bloqueos, actos culturales y musicales, "plantones" y cacerolazos, todas variantes de las manifestaciones antigubernamentales.