En la astrología zodiacal, se conocen 12 signos que influyen en diferentes rasgos de la personalidad. Dentro de la lista, hay tres a los que nada les molesta y se caracterizan por su buen humor ante la vida. ¡Mirá cuáles son los signos más optimistas y por qué!

En esta oportunidad, se trata de personas que se destacan por su sonrisa constante. Todo el tiempo buscan divertirse, jugar y hacer chistes. Eso hace que cualquier suceso al que deban enfrentarse se vuelva más ameno y llevadero, tanto para ellos como para quienes lo rodean.

Gracias al horóscopo, podemos determinar cuáles son aquellos a los que nada les “jode”: son positivos y contagian ese bienestar a su alrededor. Su principal garantía de felicidad es la risa permanente. Sin embargo, a veces, un exceso de optimismo también puede significar una evasión de los problemas.

 

 

Los tres signos más optimistas del zodíaco

Virgo

Si bien los nacidos bajo este signo (23 de agosto al 22 de septiembre) suelen ser reconocidos por su obsesión con el orden, lo cierto es que también son personas a las que les gusta mucho divertirse. Su necesidad de organización no impide que se comuniquen desde la risa y el buen humor. Son charlatanes y le suele gustar hacer chistes y bromas a quienes lo rodean. Además, tampoco tienen problema si hacen chistes con ellos, porque saben que se la van a retrucar mejor. 

Géminis

Otro de los signos que se destaca por su diversión constante, son los geminianos (21 de mayo al 20 de junio). Les gusta hacer chistes y burlarse de los sucesos o las personas. No obstante, no suele caerles bien si esas bromas le vuelven como espejo. A pesar de poder tener cambios repentinos en su humor, cuando estas personas se encuentran en un estado de bienestar, contagian su alegría rápidamente en cualquier grupo donde se encuentren.

Sagitario

En este caso, se trata de uno de los tres signos de fuego. Aquellas personas nacidas en temporada sagitariana (22 de noviembre al 21 de diciembre) son extremadamente optimistas. El buen humor es casi una necesidad para sobrellevar la vida. Siempre le encuentran el lado positivo a las dificultades a las que se enfrentan y pueden compartir esa energía con los demás. Sin embargo, un exceso de optimismo suele provocar que escapen y evadan los problemas, en vez de frenar a resolverlos.

Ver comentarios