Una pareja de jubilados de la ciudad balnearia de Mar del Plata denunció el robo de su perrita Mara. Ana y Eduardo hicieron un video para pedir que devuelvan a la pequeña caniche toy.

Un vendedor ambulante ingresó al domicilio de los ancianos para pedir un vaso de agua y aprovechó la bondad del matrimonio para llevarse al can. Ana y Eduardo habían ofrecido entregar toda su jubilación a cambio de que les devuelvan a la perrita. 

Afortunadamente, la historia tuvo final feliz y Mara fue hallada a 50 cuadras de la vivienda. El emocionante reencuentro quedó grabado.