El hospital Lucio Meléndez de Adrogué, ubicado en el municipio bonaerense de Almirante Brown, se convirtió en el primero del país en instalar cámaras que le toman la temperatura al personal de salud, al resto de los trabajadores y a los pacientes allí internados para prevenir la propagación de Covid-19.

Se trata de un hospital de 114 años de antigüedad en el que trabajan 860 personas y cuenta con 202 camas, que está ubicado en la calle Presidente Juan Domingo Perón 859.

El intendente Mariano Cascallares precisó que esa tecnología -que permite ver por pantalla la temperatura de las personas- "sólo funciona en el Aeropuerto Internacional de Ezeiza, por lo que el Lucio Meléndez es el primer hospital público del país en incorporarla".

"Estamos haciendo grandes esfuerzos para vacunar y cuidar a nuestros adultos mayores, para profundizar los controles viales y de precios, y para seguir articulando con el Ministerio de Salud para avanzar con acciones como esta para cuidar a todo el personal sanitario", dijo el jefe comunal.

La Cámara Térmica Dahua fue instalada en comodato por la empresa de tecnología informática C-Team Global en el acceso al centro de salud, por el cual se comunican la guardia de maternidad, obstetricia, neonatología, pediatría, maternidad y sala de terapia intensiva pediátrica. 

"La empresa nos presta la cámara ante esta contingencia en el marco del programa 'Causa Común Brown', que articula un espacio solidario en el que intervienen ONGs, profesionales, empresarios, comerciantes, pymes, universidades, instituciones, vecinos y estudiantes para abordar la pandemia", contó Hilda Granoti, la directora ejecutiva del Hospital.

Sostuvo que cuando las personas ingresan al centro de salud "la cámara, que está en el techo, mide la temperatura, lo que se refleja en un monitor" y detalló que si alguien tiene más de 37° "suena una chicharra y se pone colorada la pantalla".

Además, Granoti explicó que el dispositivo electrónico otorga seguridad no sólo al personal que ingresa a trabajar, sino también para los pacientes internados.

La cámara, que está en el techo, mide la temperatura y se refleja en un monitor.

Y manifestó que, por ejemplo, ahora tiene "a 36 mamás internadas, a quienes sus maridos vienen a visitar desde la calle y pueden estar infectados", y por eso "es necesario tener estos controles".

Desde el municipio, detallaron que otra de las ventajas de este sistema es que no requiere un contacto físico entre las personas y el personal médico.

Si alguien tiene más de 37° suena una chicharra y se pone colorada la pantalla.

"A diferencia de los termómetros comunes, con estas cámaras no es necesario acercarse para medir la temperatura, sino que se monitorea a distancia", explicó Cascallares y concluyó: "Se trata de una herramienta preventiva que da una primera medición precisa y asertiva".

Ver más productos

Vendé tus productos en Cronishop

Vendé tus productos en Cronishop

La biografía definitiva de Evita

La biografía definitiva de Evita

No aflojamos: protegete del Coronavirus

No aflojamos: protegete del Coronavirus

Protegete del Coronavirus: cómo hacer máscaras faciales

Protegete del Coronavirus: cómo hacer máscaras faciales

Crónicas de retórica: un libro indispensable para ayudar a otros

Crónicas de retórica: un libro indispensable para ayudar a otros

Kisse el libro de Marley para chicos y grandes

Kisse el libro de Marley para chicos y grandes

El Atlas de Camisetas

Los fanáticos del fútbol tienen un Atlas

Salí protegido: máscara facial protectora

Salí protegido: máscara facial protectora

Alberto Fernández: todo el mundo le atiende el teléfono

Alberto Fernández: todo el mundo le atiende el teléfono

¡Ayudá a los que más te necesitan!

¡Ayudá a los que más te necesitan!

Ver más productos