Tras el colapso del edificio residencial Champlain Towers en Miami, desde el Colegio de Ingenieros de la Provincia de Buenos Aires explicaron que los edificios situados frente al mar representan un riesgo para la seguridad pública si no se cumplen con los controles necesarios por parte de los municipios, que muchas veces carecen de personal con la formación necesaria para realizar esta tarea.

Así las cosas, la entidad presidida por Norberto Beliera advirtió que "lamentablemente un caso similar se podría repetir" en Mar del Plata o el resto de la costa bonaerense.  Según señaló, "hay una gran cantidad de edificios en las ciudades balnearias que necesitan de una fuerte control del mantenimiento periódico".

Los edificios necesitan "la aprobación de los cálculos estructurales por parte de los municipios que son los que tienen el poder de policía", pero en muchos casos "carecen de profesionales debidamente formados para realizar esta tarea, que son los ingenieros civiles y en construcciones", recordó el experto.

Por último, señalaron que en muchos municipios no hay "profesionales debidamente formados" para realizar los cálculos estructurales adecuados.

noticias relacionadas