El ministro de Hacienda Nicolás Dujovne reconoció este miércoles que el Banco Central deberá mantener tasas altas durante varios meses para luchar contra la suba de precios regulados y manifestó que "aún nos queda esa transición hacia el 2018, donde conviven la suba de precios regulados con el programa anti-ínflacionario". 

Además, destacó que el presidente del Banco Central tiene múltiples objetivos ya que lucha contra la suba de precios regulados mientras mira la inflación núcleo y el tipo de cambio.

En cuanto a los incrementos en servicios públicos que ya fueron anunciados para este verano, manifestó: "Nos queda por delante todavía un tiempo en el que la política monetaria tiene que seguir siendo dura para acomodar los precios regulados", en el Foro Económico organizado por la consultora ABECED, ante empresarios y economistas.

También destacó que este escenario podría cambiar en los próximos meses porque, "probablemente", ya no se necesiten ajustes reales sobre los precios regulados, sino que estos irán en línea con la inflación. 

Consideró que las tensiones señaladas por la oposición política al Gobierno van a ser menores en los próximos meses y sostuvo que se hablará de otra cosa en mediano plazo.

El encuentro se realizó en el Yacht Club de Puerto Madero y se presentó junto a Dujovne, el ministro de Producción Francisco Cabrera