El dólar cerró en 17,55 pesos para la venta al público, su nivel más bajo desde el 21 de septiembre pasado debido a la amplia oferta de divisas estadounidenses que predominó la rueda.

La divisa estadounidense cayó ocho centavos respectos de ayer y 11 centavos respecto del viernes pasado.

Los precios minoristas quedaron en 17,08 pesos para al compra y 17,55 pesos para la venta, valor promedio que informa diariamente el Banco Central y que surge de los datos que cargan en la página de la entidad los principales bancos de la Argentina.

El precio más alto fue el del Banco Patagonia que cerró a 17,63 pesos para la venta mientras que en el extremo opuesto el valor más bajo fue el ofrecido por el Banco Nación que cerró a 17,42 pesos para la venta electrónica mientras el valor billete en ventanilla fue de 17,45 pesos.

En el segmento informal el dólar blue apenas cayó un centavo y terminó en 17,98 pesos.
En la plaza mayorista el dólar cayó siete centavos respecto de ayer y cerró en 17,13 pesos para la compra y 17,23 pesos para la venta.

Desarme de posiciones e ingresos desde el exterior presionan nuevas bajas del dólar mayorista. 

"El dominio de la oferta, debido al desarme de portafolios e ingresos desde el exterior, presionaron con nuevas bajas del dólar mayorista, que lo llevó a su menor valor en casi tres meses", indicó Gustavo Quintana de PR Corredores de Cambio. 

"Con tres días de colocación de pesos en 'call money' a 28 por ciento de tasa nominal anual, más lo colocado en el mercado secundario de Lebac a 19 días a una tasa que sigue subiendo ya que hoy llegó a 29,45 por ciento, es inútil pretender que el valor de la divisa norteamericana se mantenga y por eso sigue cayendo día tras día", justificó Fernando Izzo, analista de ABC Mercado de Cambios.

Además responsabilizó de la baja a que se sostiene el ingreso de dólares de inversores, empresas y bancos bajando.

Las perspectivas para el dólar se mantienen estables según los gerentes de inversiones que diseñan carteras ya sea para ahorristas minoristas o institucionales y apuntan a un tipo de cambio que se va a mantener ofrecido debido al ingreso de flujos externos que llegan al mercado doméstico que llegan vía colocaciones en el exterior de deuda nacional, provincial o corporativa. 

Y por otro lado, por la pesificación de las carteras de inversión que salen a aprovechar las altas tasas que ofrece la plaza a través del instrumento elite, como son las Lebac.

Las Letras del Banco Central (Lebac) son un instrumento corto y con muy bajo riesgo, y que hoy está pagando en sus tramos un promedio del 29 por ciento. 

En la plaza advierten que las tasas se sostendrán altas buena parte del primer semestre del año próximo dado que es uno de los instrumentos que usa el Banco Central para contener la inflación. 

Dado que, se han confirmado incrementos de tarifas que derivarán en precios, los operadores advierten que la política de tasas altas se sostendrá por unos meses más.

Este combo de tasas altas e ingreso de dólares es el principal responsable de la baja en el dólar respecto del peso.

El volumen de negocios alcanzó los 594,8 millones de dólares en el segmento de contado mientras que en el de futuros del MAE se hicieron 63 millones.

En el mercado de futuros del dólar de Rosario, Rofex, se operaron 458 millones de dólares, de los cuales 31 por ciento fue para fin de mes a 17,56 pesos. 

El plazo mas largo operado fue mayo a 19,28 pesos; los precios de los plazos bajaron un promedio de 7 centavos.