Por Matías Resano
mresano@cronica.com.ar

En la víspera de la fiesta navideña, la solidaridad se vestirá de Papá Noel para que miles de pibes de diferentes puntos del país puedan celebrar y cuenten con un regalo, pero principalmente con una caricia o una sonrisa. Es decir, una muestra de afecto, que habitualmente les es esquiva por diferentes causas, que movilizaron en el gordo vestido de rojo y de barba blanca el deseo de conocerlos, y compartir con ellos una jornada inolvidable.

La figura de Papá Noel suele ser simbólica para muchos, principalmente los adultos suelen considerarlo así, pero no los chicos, quienes siempre sueñan con conocerlo algún día. Justamente, Eduardo Nolazco dejó en claro que "cuando me pongo el traje, soy Papá Noel, dejo de ser Eduardo por un rato, porque siento que tengo la posibilidad de generar alegría en los nenes y en sus padres, al menos por un tiempo". En su caso, Nolazco recorre a bordo de un trineo eléctrico, "empujado" por un reno, diferentes centros de salud como el hospital Fleni, de Escobar, el Hospital Militar Central, el Hospital Falcón de Presidente Derqui, el Hospital Penna y el Club Los Peladitos, una ONG que acompaña a los chicos con una enfermedad oncológica. Un trayecto que alcanza a centenares de niños, y que se extiende del 14 al 24 de diciembre próximo. En este sentido, su gestor reconoció que "hace cinco años que lo vengo haciendo, cuando mi hermano, que es médico del Hospital Austral, me pidió si me podía disfrazar de Papá Noel, porque quien iba a hacerlo les falló. En esa oportunidad me di cuenta de lo que generaba en los chicos enfermos". En este sentido, Eduardo recordó dos experiencias conmovedoras e impactantes: "En el hospital Fleni había una chica que sólo podía mover su cabeza y cuando me ve, comenzó a sonreír, y a su lado su mamá lloraba. La señora me dijo: No sabés hace cuánto mi hija no se reía. El año pasado, un chico me pidió trabajo para sus papás". En su caso, Nolazco se enfoca en que esos pequeños pacientes puedan vivir una jornada inédita e indescriptible, y recuperar la sensación de felicidad, mediante una foto o un abrazo.

Por su parte, Sergio López espera que un centenar de niños, acompañados por sus seres queridos, se convoquen en la esquina de Puán y España, en la localidad bonaerense de Caseros, en la jornada de este domingo. El joven lucirá el traje de Papá Noel, impulsado "porque veía que hay chicos postergados que ni siquiera tienen la posibilidad de acariciar y sacarse una foto con él". Su iniciativa comprenderá la presencia de payasos, murgas, maquilladores, como asimismo los presentes dispondrán de inflables, mesa de dulces, sorteos de juguetes y canastas navideñas. Al respecto, López dejo en claro que "sale de mi bolsillo, y de gente que me acompaña. No me sobra la plata pero lo hago para que mis vecinos tengan una feliz Navidad".

En la ciudad correntina de Bella Vista, la Fundación Chamigo Pora culmina los preparativos para que en la mañana del martes 24 de diciembre Papá Noel recorra seis barrios populares con el fin de entregarles juguetes, pero principalmente cuadernos y útiles, a los vecinos más pequeños. Uno de los miembros de la entidad, Pablo Altamirano, detalló que "nuestra misión es Ni un pibe menos por la droga y creemos que para cumplirla el mejor camino es la educación. Nosotros les contamos fábulas que les enseñan sobre las graves consecuencias de las drogas. Pero algunos no pueden ir ni siquiera al colegio y no saben leer ni escribir, por eso decidimos enfatizar la colecta de útiles para facilitar el aprendizaje de esos chicos".

Por su parte, los integrantes de La Plata Solidaria llevan adelante la cruzada "Un chico sin Papá Noel", la cual se extiende hasta el 24 de diciembre. Al respecto, Pablo Pérez, representante de dicha organización, reveló que "empezó siendo algo entre amigos y hoy tenemos 21 colegios, comercios, y clubes adheridos a la recepción. Recibimos juguetes en buen estado, y golosinas -que pueden donarse comunicándose al 2215669819-. Luego los repartimos en los barrios periféricos de la ciudad. Es impresionante cómo se suma la gente". Una propuesta solidaria que tiene lugar desde hace 21 años,y que se aboca a brindar un obsequio navideño a niños de comedores, hospitales y hogares, y que para esta edición planifica alcanzar a más de cinco mil pibes. Una obra admirable que gratifica a quienes la ponen en marcha, como reconoció Pérez, al expresar que "no somos mártires ni héroes, es un placer, no un esfuerzo, porque uno llega a su casa contento. Es toda una vida, hemos vivido miles de anécdotas, las que no cambiamos por nada como los abrazos y las caritas de los nenes. Todo eso resulta impagable".

Diferentes acciones que confluyen en el mismo fin, el de obsequiarles a miles de chicos la posibilidad de vivir el espíritu navideño, disfrutarlo y sentirse parte de él, a pesar de las dificultades y carencias propias. Para aquellos que todavía sostienen que Papá Noel no existe, estos pequeños pueden dar fe de que lo vieron y lo abrazaron, y hasta recibieron un regalo, gracias a la solidaridad de Eduardo, Sergio, y los amigos de Chamigo Pora y La Plata Solidaria, como tantos otros.

Ver más productos

Lo que todo el mundo busca

Lo que todo el mundo busca

¿Qué es sexteame?

¿Qué es sexteame?

Para fanáticos del Fútbol

Para fanáticos del Fútbol

La historia detrás del robo del siglo

La historia detrás del robo del siglo

Eva Duarte: toda la verdad

Eva Duarte: toda la verdad

Aprendé a usar tu inteligencia

Aprendé a usar tu inteligencia

La otra cara del peronismo: una historia apasionante

La otra cara del peronismo: una historia apasionante

Historia para Chicos

Historia para Chicos

La otra historia del peronismo

La otra historia del peronismo

Alberto Fernández: lo que nadie quiso contar

Alberto Fernández: lo que nadie quiso contar

Ver más productos