A punto está de terminar la primera quincena de enero y Mar del Plata vive el verano con un público turístico poco superior al del año pasado en el mismo período, con un consumo ajustado por la situación económica y con un promedio de estadías de entre tres y cuatro noches.

Si bien el turismo se concentra los fines de semana y en días hábiles decae, la ocupación hotelera se mantiene en un 70 por ciento y se espera que la situación general en la ciudad balnearia mejore en la segunda quincena. En los primeros 15 días del año, el clima sólo acompañó parcialmente. Hubo varios días inestables y lluviosos que ayudaron a la actividad de algunos pocos sectores.

Lo mejor, el finde

En tanto, Mar del Plata vivió un "buen fin de semana" debido al calor, destacaron desde los sectores turísticos. Desde el viernes la ciudad registraba una ocupación hotelera promedio del 83 por ciento, superando al 70 del sábado y domingo anterior. "En general la actividad se viene concentrando en los fines de semana", aseguraron desde la Asociación Empresaria Hotelera y Gastronómica.

Por su parte, Pablo Pilaftsidis, presidente de la Cámara de Empresario de Balnearios, Restaurantes y Afines, aseguró que "hasta ahora el movimiento es similar al de la temporada pasada", aunque hubo "algunos días de lluvia", pero "en los días de sol" trabajaron "muy bien, fundamentalmente los fines de semana".

Los balnearios vienen trabajando con una ocupación de entre el 70 y el 80% en promedio y "claramente los viernes, sábados y domingos es cuando se registra el mayor nivel de consultas", insistió.

En ese sentido, desde el Colegio de Martilleros aseguraron que "se nota un descenso durante la semana y cierto repunte desde el jueves hasta el lunes". "Hasta ahora los picos son del 70 por ciento y se producen los fines de semana. Hablamos de un turismo que está viniendo por tres, cuatro o cinco días, en algunos casos, una semana", agregó.

Respecto de la distribución, la demanda se concentra mayormente en los departamentos del micro y macrocentro de La Feliz y respecto de las reservas, la mayoría fue hecha con anticipación, principalmente por internet, publicó La Capital. En cuanto al rubro gastronómico, el consumo es medido y se buscan opciones económicas, por eso, no todos los restaurantes están colmados de turistas.

"En los días de semana se trabaja bien, pero es en los fines de semana cuando se registra la mayor demanda", explicaron desde la Unión de Trabajadores Hoteleros y Gastronómicos.

Ver más productos

La beata Laura de Santa Catalina de Siena Montoya y Upeguí, en el recuerdo de la iglesia católica.

La iglesia recuerda a beata Laura de Santa Catalina de Siena Montoya y Upeguí

Miles de personas llegaron a la Plaza de Mayo desde distintos puntos de Capital y Gran Buenos Aires.

17 de octubre: una lealtad eterna

Roma está poblada de aborígenes

Roma está poblada de aborígenes

Ver más productos