La fotografía de una nena tomando agua de un charco en una plaza de la ciudad misionera de Posadas causó conmoción y bronca en las redes sociales.

La estremecedora imagen, que se viralizó en Facebook, generó diversos comentarios ante la impactante situación.

El periodista Migue Ríos, que tomó y se encargó de difundir la imagen, trabaja como voluntario en un proyecto de construcción de casas para necesitados, lo que le permite presenciar situaciones de este tipo.

La foto en cuestión fue tomada el pasado jueves cuando hizo una temperatura de 38 grados en la capital misionera.

"Mientras el país se prende fuego esta niña guaraní se hidrata desde el suelo. Algo estamos haciendo mal como sociedad, no?", escribió el periodista en su cuenta de Facebook #Posadas Misiones, el 14 de diciembre último.