A pocos días de volver a los escenarios con un show en el estadio Gran Rex, luego de meses de inactividad por la pandemia de coronavirus, el cantante y compositor cordobés Ulises Bueno reveló que nunca le gustó una de sus canciones más conocidas.

El hermano del Potro Rodrigo sorprendió al confesar que no disfruta de cantar su máximo hit "Dale, vieja dale".“¿Sabés que es el tema que nunca quise hacer en mi vida? Cuando me lo ofrecieron dije ‘No, ese tema no es para mí. Désenlo a Los Caligaris o a Los Auténticos Decadentes, capaz que les queda mejor a ellos porque conmigo no va’. Yo canto otra cosa. Y el tema que más pegó fue ese, y lo tengo que cantar todos los días. Le gusta a todo el mundo, pero a mí no”, sentenció Ulises, en el programa Los Mammones, donde fue como invitado.

Sin embargo, y a pesar de reconocer que no le gusta para nada esta canción, el músico continuó cantando y luego siguió con otros éxitos de su repertorio, algunos de los cuales seguramente estarán incluidos en la doble función que tiene programada para el próximo sábado 30 de enero en el Gran Rex.

El cantante Ulises Bueno, reveló porqué no le gusta gcantar su máximo hit.

A su vez, el cuartetero tuvo una profunda conversación con Jey Mammon, a quien le contó, entre otras cosas, que cuando era pequeño “espiaba” a su hermano “cuando estaba con sus mujeres”, pero aclaró que “no entendía lo que estaba pasando porque era chico”.

“Mi mamá es una persona muy especial. Ella perdió un 90 por ciento de ella cuando falleció mi hermano, se apagó muchísimo. Es como una lámpara de bajo consumo, que no alumbra igual que las normales. Fue difícil estar con mi vieja, constantemente confundiéndome con él. Me decía ‘che, Ro, escuchame’. Ella lo extraña mucho, está con fotos de él constantemente”, explicó.

Además, Ulises confirmó la anécdota de que una vidente se contactó con El Potro y le dijo que el fallecido artista le aconsejaba que se “cuidara mucho, que no fuera buscando lo que no iba a encontrar en la gente que quizás uno tiene más cerca”.

“Cuando se murió él, yo arranqué al otro día con mi música. Él tenía que hacer Pasión de Sábado, fuimos a cumplir con lo que tenía pautado, estábamos todos llorando y yo no quería que nadie tocara su micrófono, así que empecé a cantar, para la mierda, yo tenía 14 años y cumplía 15 al otro día”, recordó.

Por último, se mostró muy emotivo al hablar sobre Rodrigo, a quien calificó como una persona que le “enseñó, educó y guió” en la vida, e incluso le transmitió “los códigos” que tiene actualmente.

“Mi vieja quería que toda la familia acompañara la carrera de mi hermano, así que nos la pasábamos viajando. Me tocó vivir su vida, recorrer otros caminos. Aprender a leer y a escribir fue complicado, me enseñaron amigos de mi hermano”, agregó.

Y como no podía ser de otro modo, también se animó a interpretar algunos temas de Andrés Calamaro, como “Cuando no estás” y “Crímenes perfectos”, un clásico de Cacho Castaña, y hasta el tango, “Nostalgias”, popularizado por Plácido Domingo.

El artista habló de todo en el ciclo de entrevista "Los Mammones".
Ver comentarios