Unas 2.500 hectáreas se quemaron en la localidad pampeana de La Adela debido a un incendio “provocado”, aparentemente por un productor local, aunque el fuego “fue controlado durante esta madrugada”, informó el intendente, Juan Barrionuevo.

"Estuvimos con el director de Defensa Civil, Luis Clara, y anoche ya había logrado controlar el fuego en La Adela, y por lo que pudimos hablar se quemaron alrededor de 2.500 hectáreas”, dijo Barrionuevo. 

El intendente estimó que el incendio “no fue natural sino que supuestamente habría sido provocado por un productor rural” que inició una serie de quemas ilegales y el fuego se le escapó", comentó el jefe comunal. 

Varios focos se habían detectado en La Adela y Cuchilló Có, de los cuales uno fue apagado y otro circunscripto hoy, según fuentes del gobierno. El que sigue activo está localizado en Cuchillo Có, al norte de la localidad de La Adela. 

"El tema de las picadas que sirven para evitar los incendios viene mal en La Adela y en la zona, muchos productores todavía no limpiaron sus campos en la parte interna”, alertó Barrionuevo. 

El director de Defensa Civil dijo esta semana que “son muchos productores los que no cumplen con la ley y no limpiaron sus picadas” y advirtió que el gobierno está enviando intimaciones para que realicen las tareas en sus campos.

Más de un millón de hectáreas se quemaron en el último verano en La Pampa, causando  pérdidas económicas sobre los 1.000 millones de pesos con la muerte de 1.500 vacunos y la destrucción de 1.000 kilómetros de alambrado. La Adela, ubicada al sudeste pampeano, fue una de las localidades más afectadas.