E l Índice de Precios al Consumidor de la Ciudad de Buenos Aires (Ipcba) registró una suba de 1,6% en enero último, informó este miércoles la Dirección General de Estadística y Censos.

Menos la ropa, subió todo lo necesario para vivir, desde el agua corriente hasta la cuota de la televisión por cable, incluyendo transporte y productos básicos de la canasta alimentaria. Este jueves, en tanto, el Indec dará el número oficial de todo el país.

La suba del costo de vida en la Capital, según esta medición, en los últimos 12 meses ascendió a 25,8%. La variación del Ipcba en enero respondió principalmente a las subas de precios de los rubros vivienda, agua, electricidad y otros combustibles; restaurantes y hoteles, alimentos y bebidas no alcohólicas, recreación y cultura, que en conjunto aportaron 1,24% al alza del nivel general.

Los rubros vivienda, agua, electricidad y otros combustibles aumentaron 2,3% y aportaron 0,41% a la variación mensual del Ipcba. El impacto inflacionario con que empezó 2018 se reflejó en los gastos fijos de la vivienda (tarifas de electricidad que entraron en vigencia el mes previo e incremento sin pausa de las expensas comunes) y, en menor medida, en las actualizaciones de los montos de los alquileres.

El rubro alimentos y bebidas no alcohólicas aumentó 1,8% y contribuyó con 0,29% a la variación mensual del nivel general. Se observaron alzas generalizadas en verduras, tubérculos y legumbres (5,6%), pan y cereales (1,4%), frutas (3,8%) y carnes y derivados (0,9%).