Un total de 250 mujeres fueron asesinadas por hombres durante 2020. Así lo informó el Registro Nacional de Femicidios, que dio a conocer su informe este sábado. Detrás de estas muertes, hay 231 niños o adolescentes que quedaron huérfanas a causa de esos asesinatos. Dicho registro fue elaborado por la Oficina de la Mujer (OM), organismo parte de la Corte Suprema de Justicia.

Según los datos que fueron publicados, el año pasado registró un femicidio cada 35 horas. Las víctimas fueron 244 y seis mujeres trans. De este número, se desprenden 5 víctimas con algún tipo de discapacidad, 6 embarazadas, 20 migrantes internacionales y 10 provinciales, 13 prostitutas, 1 bisexual, 2 descendientes de pueblos originarios y 5 que se encontraban en situación de calle

Detrás de estos asesinatos aparecen 231 niños o adolescentes que se encontraban a cargo de las víctimas. En el marco de la Ley 27.452 o Ley Brisa, se identificaron al menos 231 como potenciales beneficiarias, según el informe de la OM.