En el medio de las duras  discusiones por la reforma laboral, un gremio le propuso al Gobierno una rebaja salarial de entre el 1 % y el 12,5 % para los  trabajadores que representa. 

La propuesta fue elevada a la administración de Mauricio Macri  por el Centro de Capitanes de Ultramar y Oficiales de la Marina  Mercante, uno de los doce gremios de la actividad marítima, que conduce Marcos Ricardo Castro

La oferta de recortar los salarios de los trabajadores fue expresada por Castro al ministro de Transporte de la Nación, Guillermo Dietrich, como respuesta al pedido presidencial de que  todos “algo tienen que ceder”

Al anunciar su plan de reformas tributaria, laboral,  previsional y política, Macri había pedido a fines de octubre en el Centro Cultural Kirchner que todos los sectores “cedan un poco”  para darle mayor competitividad a la economía. 

Desde el resto de los gremios marítimos señalan que la de Castro es una jugada política para conseguir una foto con Macri e intentar evitar así que la Justicia avance sobre él, dado que tuvo  una estrecha relación durante quince años con el ahora detenido Omar “Caballo” Suárez. Otros sindicalistas señalan que Castro habría tenido “emprendimientos” compartidos con el ex jefe del Sindicato de  Obreros Marítimos Unidos (SOMU).

En su propuesta, Castro dice que para reducir el costo de  producción y darle competitividad al sector marítimos, los  trabajadores deben aceptar un recorte de salarios porque eso forma  parte del costo laboral. Por ello propone, por ejemplo, una rebaja del 2 % en la  bonificación por antigüedad; bajar un 3% el pago por trincado de  contenedores y otro 3 % por el lavado de tanques; y reducir el pago  por ropa de trabajo, entre otros puntos. 

Además, el jefe gremial de este sindicato propone bajar 12,5 %  el salario total de los jerárquicos, que son los que más ganan en  el sector.