Después de que su accionar con las mujeres se convirtiera en un escándalo y alcanzara los medios de comunicación, el hombre de 30 años, acusado de filmar a chicas frente a varios colegios de Bernal, intentó defender su postura a través de su canal de YouTube, donde justamente subía tutoriales en los cuales relataba distintos métodos de seducción.

El joven, que fue denunciado por la escuela Almafuerte en la comisaría de esa localidad, escribió en la red social un extenso descargo, en el que volvió a dejar en claro su repudiable forma de actuar. Una de las frases que lo complica aún más figura entre paréntesis al principio de su relato: "Acaso hay algún hombre que no mira a las chicas menores lindas??? No seamos falsos". Palabras que no hicieron más que acentuar la gravedad del caso.

Si bien su descargo comienza con un hecho del que fue partícipe y en el que acusa a una joven de hacerle pasar un mal momento, el hombre, que figura bajo el nombre de "Fitness Atrevido" en su cuenta de YouTube, sostuvo que es "una lástima que esta gente que denuncia no haya hablado personalmente conmigo" y que "muchos chicos incluso me preguntan cómo hago para conseguir números telefónicos y besar desconocidas".

Lejos de intentar ponerle paños fríos al asunto, el joven elevó su ego y agregó: "No escondo mi sexualidad como la mayoría de argentinos que bardean a los hombres que nos va bien con las mujeres pero que después por dentro se mueren de envidia de tener mis resultados".

A su vez, se defendió de las acusaciones y señaló que "jamás le saqué fotos a nadie, estoy en mis asuntos grabando mis videos para YouTube o escribiendo". Y con un tono algo irónico, dejó un mensaje provocador: "Les agradezco por la publicidad gratis. Un saludo y lamento decepcionarlos por no ser el acosador o violador al que querían violentar, los únicos delincuentes en esta historia son los que hacen calumnias o difamación".

Testimonio

Agustín Cociccioli es docente de la Nueva Escuela del Sur (NES), otra de las instituciones de la zona, y fue quien declaró públicamente lo sucedido: "Una de mis alumnas me comentó que ella fue acosada por esta persona cuando iba caminando a su casa. Apareció de la nada diciéndole cosas como que era muy linda, a dónde iba y si necesitaba que la acompañe".

Y agregó que el acusado "le habla a una cámara, como si fuera una especie de proyecto. Uno de los temas que yo le escuché citar es sobre cómo incitar a las mujeres. Él lo que hace es grabar mujeres, estudiar el lenguaje corporal y en base a eso se da cuenta si ellas lo escuchan o no. Es algo muy perverso porque las filma".

Lo cierto es que el joven de 30 años, que actúa en las inmediaciones de la plaza Félix Bernal, con varias escuelas a su alrededor, no se mostró arrepentido por su forma de actuar sino que, al contrario, redobló el desafío con un polémico descargo en YouTube. Luego de las repercusiones, este hombre borró su cuenta de la red social.