Una nena de 8 años murió ahorcada cuando jugaba a “ser un burro” para extraer agua de un pozo, para lo que envolvió su cuello en una soga y arrojó un balde al fondo de un hoyo en el paraje rural “El Guapo”,  a 280 kilómetros al norte de Santiago del Estero, informaron este lunes fuentes policiales.

El hecho ocurrió el sábado, cuando la víctima, identificada como Marta Belén Galván,  jugaba al burro para extraer agua de un pozo en la casa de campo en la que vivía junto a "sus padres y dos hermanos”, precisaron las fuentes.

Fue Miguel Eduardo Galvan quien encontró a la hija de su hermano, sin signos vitales, a 30 metros de la vivienda.

Por último, la justicia ordenó que se realice una autopsia para “determinar las causas de la muerte”, aunque “aparentemente fue un caso de asfixia”, apuntaron.