Tagliapietra habló trás el nuevo parte oficial (Archivo).

Luis Tagliapietra, padre del teniente de corbeta y tripulante del submarino ARA "San Juan", Alejandro Tagliapietra, afirmó este jueves que los familiares de los militares se sintieron "manipulados", al referirse a la decisión de la Armada de concluir las tareas para rescatar sobrevivientes en el sumergible desaparecido hace 15 días en aguas del Atlántico sur. 

"Siento que nos manipularon desde el primer día. Nos mintieron y no nos dijeron toda la verdad. No sabíamos que iban a tomar la decisión de abandonar el rescate", declaró Tagliapietra a la señal televisiva TN

El padre del oficial naval formuló estas consideraciones desde la localidad de Caleta Olivia, hasta la cual viajó en calidad de abogado que representa a nueve familias de los tripulantes que se presentaron como querellantes en la causa por la desaparición de la nave, que instruye la jueza federal Marta Yáñez

"Tuvimos una reunión muy positiva con la jueza, que me recibió, me mostró las 300 fojas que tiene la causa y aceptó que un grupo de familiares que represento como abogado sean a partir de ahora querellantes en el expediente", dijo Tagliapietra previamente.

Agregó que llegó el miércoles por la tarde a la localidad santacruceña ubicada en la costa atlántica de la Patagonia y fue recibido "de inmediato" por la funcionaria judicial, que, tras hacerse de una serie de documentos, aceptó el pedido de los familiares. 

"Estuvimos reunidos hasta las 20 y tras resolver una serie de requerimientos nos aceptó como parte interesada en la investigación. Le aporté algunos datos y le pedí algunas medidas de pruebas como por ejemplo que se investiguen llamadas entre el personal de la base sobre algunas reparaciones que habría necesitado el submarino", consignó Tagliapietra. 

El letrado aseguró que coincide con la forma en el cual Yáñez lleva la investigación y destacó que, tras la reunión con la magistrada, el Ministerio de Defensa haya aceptado "revelar información" sobre la desaparición del submarino, cuya ubicación se desconoce desde el 15 de noviembre pasado.

"Queremos que se aporte información sobre las máquinas, el derrotero y la bitácora. También aportamos fotos tomadas por tripulantes. Pretendemos que personal de La Armada aporte datos que creemos que pueden ser importantes. Sentimos que con la jueza formamos un mismo equipo", observó. 

La Armada informó que en la zona en la cual navegaba el ARA San Juan se produjo una explosión de acuerdo con información suministrada por organismos internacionales, no obstante, Tagliapietra estimó que se debe aportar más precisiones sobre esos datos.

"Lo que tenemos hasta ahora es un registro gráfico de un sonido como si se tratara de un electrocardiograma. Queremos tener más precisiones sobre esa explosión documentada en la zona en la cual navegaba el submarino", agregó.

Por su parte, en declaraciones radiales, la jueza confirmó que el Gobierno Nacional a través del Ministerio de Defensa, se comprometió a suministrar información, y le aclararon que la documentación oficial sobre el hecho "no está comprendida por la Ley de Inteligencia".

"La información que se dispone sobre el submarino no está comprendida por la Ley de Inteligencia Nacional. No dispongo de más información sobre el hecho de la que suministra la Armada. La causa sigue caratulada como averiguación de ilícito", afirmó la jueza.

Fuente: Télam