A pesar que desde hace una década, cada vez son más los países que implementan el servicio universal de salud pública, Argentina está pensando en formar parte de aquellos que tienen un servicio restringido. Lo mismo se proyecta implementar en materia de Educación.