El titular de la UOCRA La Plata, Juan Pablo “Pata” Medina, permanecía atrincherado en la sede de ese gremio en esta capital por temor ante una posible detención, luego de que una fiscal de Quilmes lo denunciara por extorsión por paralizar una obra del ferrocarril Roca.

“Si quieren al ’Pata’ preso, vengan”, advirtió Medina tras un efusivo discurso que brindó desde el balcón de la sede gremial ante miles de afiliados que se autoconvocaron anoche en las puertas del edificio ubicado en la avenida 44 entre 4 y 5 de La Plata.

En su arenga, Medina acusó por la denuncia de extorsión al gobierno nacional: “Un presidente democrático da la orden a su gabinete nacional para investigarme sin fundamentos”, expresó. “Ellos vienen por todo, no vienen únicamente por el ’Pata’ Medina sino por todos los dirigentes del movimiento obrero”, afirmó el sindicalista platense y advirtió que en el gobierno “están preparados para reprimir”.

Asimismo les pidió “a todos los políticos que piensen, porque no quiero uno, dos o tres Santiago Maldonado más”.


El conflicto que involucra a Medina estalló el lunes a la tarde cuando se conoció que la fiscal federal de Quilmes, Silvia Cavallo, denunció por extorsión al líder de la seccional La Plata de la UOCRA por provocar retrasos en la reforma de la estación Pereyra del tren Roca.

La denuncia contra Medina se da dentro de una causa abierta tiempo atrás por la agrupación “Vecinos Autoconvocados de Hudson” que reclaman la adaptación y apertura de la estación Pereyra al servicio de trenes de pasajeros en su modalidad eléctrica.

Pero la obra demandada, que incluye elevar los andenes para permitir el ascenso y descenso de los usuarios, quedó paralizada en marzo cuando un grupo vinculado a la UOCRA platense tomó el obrador en el que trabajan afiliados a la UOCRA-Florencio Varela.
 

Fuente: DyN