En la puerta de la escuela Joaquín Vicente Solá, ubicada en Mitre al 2000, un auto quedó "estacionado", luego de que su conductor perdiera el control y se estrellara contra la valla de contención. 

El tremendo siniestro fue protagonizado por un joven de 25 años que conducía un auto Fiat Palio rojo. El auto quedó hecho trizas. 

El muchacho que conducía resultó con traumatismo encéfalo craneano grave. Se supo que viajaba con un acompañante mayor de edad cuyos datos y estado de salud no trascendió, informa el sitio quepasasalta.com.ar.