Por Matías Resano 
mresano@cronica.com.ar 

"Esa guitarra la dejó para sus nietos", reflejó Lucía, con profundo dolor, una de las últimas voluntades en vida de su esposo, Pedro. El mismo día que despedían sus restos, su hermano tomó propiedad del instrumento que tanto lo apasionaba, y que deseaba cederlo a sus descendientes.

Justamente su hija intentó recuperarla, pero su tío la vendió, profundizando la sensación de vacío que representa la ausencia de su papá. Fue su compañera en sus 60 años, con ella se animó a muchos géneros, aunque su preferencia era rasguear las cuerdas al compás del folclore, y hoy ni siquiera ese legado pudo dejar.

No obstante, desde donde esté, Pedro tiene la tranquilidad de que no es por responsabilidad suya, sino de su hermano, quien sacó provecho de una situación dolorosa. Por una afección cardíaca, el guitarrista murió hace dos años, y por esta razón su ser querido acudió a su velatorio, proveniente de Salta.

En aquella ocasión "le dimos las pertenencias de mi marido y él nos pidió la guitarra. Estábamos en estado de shock, no teníamos ganas de pensar en nada, y se la dimos sin darnos cuenta de lo que hacíamos". El relato pertenece a Lucía, esposa de Pedro, en referencia al momento en que su cuñado le requirió a ella y a su hija el instrumento musical.

Al respecto, la mujer agregó que "en ese momento creímos que era mejor que fuera a las manos de su hermano. Pero después nos dimos cuenta de que nos habíamos equivocado". Por si fuera poco, tiempo después, a su hija el tío "la llama para pedirle plata, y allí le reconoció que la había vendido".

Una revelación que derrumbó anímicamente a la joven, y también afectó la movilidad de su rostro. Sin embargo, no bajó los brazos y logró llegar a quien adquirió la guitarra. En este sentido, Lucía detalló que "el comprador le reconoció que compra y vende guitarras, y que no se acuerda a quién se la vendió, por una suma de 40.000 pesos".

Una confesión que devastó por completo a la esposa y a la hija de Pedro, principalmente por no tener conocimiento del único recuerdo material del hombre, o al menos, de su objeto más preciado. Una sensación por la cual la primera reconoció que "no sabemos si está diciendo la verdad. Esa guitarra iba a ser para sus nietos y eso me da vueltas por la cabeza. Nosotros seguimos con la vida y no tener algo tan valioso es muy doloroso".

A pesar de ello, prometen no resignarse y poder recuperar el instrumento que Pedro tanto apreciaba.

Ver más productos

La otra historia del peronismo

La otra historia del peronismo

Cómo hacer guita

Cómo hacer guita

Lo que todo el mundo busca

Lo que todo el mundo busca

¿Qué es sexteame?

¿Qué es sexteame?

Para fanáticos del Fútbol

Para fanáticos del Fútbol

La historia detrás del robo del siglo

La historia detrás del robo del siglo

Eva Duarte: toda la verdad

Eva Duarte: toda la verdad

Aprendé a usar tu inteligencia

Aprendé a usar tu inteligencia

La otra cara del peronismo: una historia apasionante

La otra cara del peronismo: una historia apasionante

Historia para Chicos

Historia para Chicos

Ver más productos