Al menos tres personas murieron al derrumbarse un edificio que era remodelado y donde hasta hace algunos años funcionó el ya desaparecido cine Parravicini, en pleno centro de la capital tucumana, informó el jefe de la Policía, comisario José Díaz.

El funcionario policial explicó que uno de los fallecidos es un hombre, mientras aún no se pudo determinar el sexo de la segunda y tercera víctima por el colapso de la histórica construcción.

El edificio cedió y causó una verdadera tragedia (La Gaceta).

Alrededor de las 20 se escuchó una explosión en calle 24 de Septiembre al 500, en cercanías de la Casa de Gobierno, y los peatones que circulaban por el lugar se sorprendieron al ver una enorme columna de tierra que se desplazaba del reconocido inmueble. Minutos después llegaron al lugar los efectivos de la Policía y los bomberos para comenzar el operativo de rescate.


El edificio tiene más de 90 años de antigüedad y allí funcionó durante varias décadas el cine Parravicini, luego se instaló un restorán de comida china y también albergó canchas de bowling.

 

Al parecer el inmueble estaba en remodelación para encarar nuevos emprendimientos comerciales y aún no se pudo establecer si el derrumbe se produjo como consecuencia de una explosión o porque cedió parte de la estructura.

El edificio cedió y causó una verdadera tragedia (La Gaceta).

Los bomberos intentaban determinar si hay sobrevientes debajo de los escombros, en tanto que familiares de vendedores ambulantes que se ubican en las adyacencias consultaban sobre lo que sucedió con esas personas.

Así estaba la construcción antes del derrumbe.