Al menos 11 difuntos fueron reportados tras el incendio registrado en una clínica de rehabilitación de adicciones en la ciudad brasileña de Carazinho, estado de Río Grande do Sul (sur), informó hoy viernes fuente de la Policía.

El incendio comenzó minutos antes de la medianoche y las llamas fueron apagadas más de una hora después, durante la madrugada de este viernes.

El siniestro ocurrió en el Centro de Tratamiento y Apoyo a Dependientes Químicos de Carazinho, una entidad que funciona desde hace dos décadas.

Un portavoz de la Policía Civil (investigaciones) dijo a la cadena de noticias Globo que 15 personas, todos hombres, estaban en el lugar cuando se inició el fuego.

El comisario de la Policía Civil de la región, Jader Duarte, informó que 10 de los fallecidos fueron pacientes y el undécimo Muerto fue un trabajador de la salud empleado de la clínica de rehabilitación de adictos.

De acuerdo con Duarte, todo indica que un cortocircuito en la red eléctrica del lugar fue el inicio de la tragedia.

Carazinho está ubicada a 290 kilómetros al norte de Porto Alegre, capital del sureño Río Grande do Sul, estado que tiene frontera con Argentina y Uruguay.

Fuente Xinhua

Ver comentarios