El Departamento de Salud Pública de Massachusetts, en Estados Unidos, confirmó este jueves la detección de un caso de la viruela del mono en un paciente que viajó a Canadá, lo que enciende la preocupación por la expansión de esta rara enfermedad que ya contagió otras personas en Reino Unido, España y Portugal.

Tras concretar los exámenes de confirmación, desde el organismo yanqui informaron que “el caso no presenta ningún riesgo para el público, y el individuo está hospitalizado y en buenas condiciones”. Ahora, las instituciones de salud trabajan en identificar y examinar a los contactos del paciente.

Este tipo de viruela es “una enfermedad viral rara pero potencialmente grave” que provoca síntomas parecidos a la gripe, inflamación de los ganglios, erupción en la cara y el cuerpo. Suele durar de dos a cuatro semanas y no se propaga fácilmente entre humanos.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades están monitoreando a seis estadounidenses más que compartieron el vuelo con un contagiado británico.

Las autoridades sanitarias de los países con casos confirmados afirman que debe evitarse el contacto con fluidos corporales, llagas de viruela de los monos y artículos de uso cotidiano que puedan infectarse. 

Las alarmas por la viruela del mono en Reino Unido, España, Portugal y Estados Unidos.


La Organización Mundial de la Salud ( OMS) anunció el martes que quiere esclarecer los casos de viruela del mono detectados desde principios de mayo. Según el organismo, la enfermedad es endémica en África occidental y la mayoría de los contagiados son jóvenes de sexo masculino.

En Madrid se detectaron 23 casos sospechosos que están pendientes de los resultados de los análisis: "Por las características de los 23 casos sospechosos de infección apunta a que ha sido por contacto con mucosas durante las relaciones sexuales", informaron las autoridades sanitarias españolas.

En el Reino Unido, la Agencia Británica de Seguridad Sanitaria (UKHSA), explicó que el virus no se contagia "fácilmente" entre personas, por lo que el riesgo para la población es "bajo". Además, confirmó que "la mayoría de las personas se recuperan en unas pocas semanas".

Qué dice la OMS sobre la viruela del mono

La Organización Mundial de la Salud (OMS) explica la viruela del mono es una enfermedad viral zoonótica (de animales a humanos). Se trata de un virus con síntomas similares a los de la viruela común, aunque clínicamente es menos grave. 

Los síntomas de la enfermedad incluyen fiebre, dolor de cabeza, dolores musculares, dolor de espalda, ganglios linfáticos inflamados, escalofríos y fatiga. También pueden aparecer erupciones cutáneas, especialmente en la cara, y expandirse a otras partes del cuerpo. 

No hay tratamientos ni vacunas específicas contra la infección por el virus y la única solución radica en el control de su propagación. La vacuna antivariólica demostró una eficacia del 85% para prevenir la viruela símica, pero ya no se encuentra accesible al público.

La viruela símica se detectó por primera vez en humanos en 1970 en la República Democrática del Congo en un niño de nueve años, en una región en la que la viruela se había erradicado en 1968.