El gastronómico e influencer, Stiven Arang, le contó a sus miles de seguidores la propuesta de pago que le hizo una famosa marca de arroz. Era tan insólito lo que le ofrecían que se hizo viral

Un influencer es una persona que, de algún modo, ha logrado destacar en los canales digitales, especialmente en las redes sociales, como Instagram, así como en plataformas de vídeo como YouTube o TikTok. Son personas que han conseguido crear un "personaje" y por este tienen un gran número de seguidores o suscriptores. 

 

Debido al gran alcance que tienen estos individuos, en los últimos tiempos muchos anunciantes, empresas, compañías o pequeñas marcas andan en la "búsqueda y captura" de influencers con el fin de utilizarlos como "gancho", es decir como vendedores de sus productos, y así poder aumentar las ventas.

La palabra canje es muy usada en la era de la comunicación por redes sociales. Hoy una persona que muchos seguidores, tiene la posibilidad de ganarse la vida a través de los intercambios con marcas. Hay alunas que pagan con el mismo producto y otras que con dinero, pero básicamente el pago depende de lo grande que sea la marca

 

Cada persona debe estudiar la propuesta de "trueque", es decir, cuánto se conoce la empresa, si comparten objetivos, cuál será su ganancia, cuánto tiempo le llevará la publicidad, entre otras cosas. Hoy los canjes son un negocio para muchos, este es el caso de Stiven Arang. Este joven colombiano se desarrolla como influencer gastronómico, no solo enseña a sus seguidores a cocinar, sino que también hace reseñas de restaurantes de su país. 

En su cuenta de Instagram, @suculento.co, tiene casi 70 mil seguidores y en Twitter 25 mil. Esto lo convierte en una persona idónea para hacer canjes con marcas, sobre todo aquellas que se relacionan con su trabajo en la cocina. 

 

Ayer, el chico público en su cuenta del pajarito la insólita propuesta de intercambio que recibió. "Una RECONOCIDA marca de arroz me habló porque quieren que les haga 3 recetas mensuales por tres meses usando su producto, grabe, edite y lo suba a mis redes sociales y me pagan CON ARROZ, SOLO ARROZ Y YA, tengo es como risita", comentó el cocinero. 

Luego de este twitt, el influencer mostró la conversación que había tenido con el encargado de la empresa. En el mensaje le dicen que están encantados con los contenidos que hace y que les gustaría tenerlo como embajador de la marca por tres meses. Además, en el texto agregan que por 3 recetas, él recibirá arroz de diferentes tipos

"Me dieron ganas de contestar: con todo respeto me parece una mier*", aseguró el joven después de contar lo sucedido. Rápidamente, muchos de sus seguidores comenzaron a contestarle tanto a favor como en contra. "Ellos ofertan y tú decides si aceptar o no, solo tú le pones precio a tu trabajo. Tu error estuvo fue en divulgarlo, yo soy la marca reconocida y tras la publicación de este tweet busco otra opción publicitaria", publicó una mujer.

 

"Bueno creo que a ti no te hace falta, ni arroz, ni seguidores a usted lo que le hace falta es algo que se llama HUMILDAD, la empresa de arroz que nombras, te hizo una propuesta, con decir NO basta, sé humilde, quizás el día de mañana te hará falta ese arroz", comentó un hombre. Mientras tanto, otro usuario dijo "Eso se llama explotación laboral, no estamos en el siglo XV. ¡Entienda que no se puede andar menospreciando el trabajo de los demás y pagarles con ARROZ MÁS ARROZ!!! Es un descaro y una falta de respeto!!"

A las pocas horas de escribir el twitt, Stiven contó en la red social que la empresa de arroz que compite con la marca que le había hablado, se había comunicado con él. "Hoy vimos tu twitt y lamentamos mucho la situación", decía el mensaje, sin embargo, la cuestión no quedo ahí. "Hoy te traemos una buena noticia, te queremos enviar un producto de nuestra marca para animarte un poco", a lo que el joven colombiano contesto "machi así sí era". 
 
Según contó el influencer gastronómico, le envió una contraoferta a la primera fabrica de alimentos, pero no tuvo respuesta. Además, le respondió a todos los usuarios que le dijeron que estaba mal el no aceptar la propuesta. "Mi trabajo vale" contestó el chico. 
No se dio a conocer si hizo algún trato con alguna marca de arroz, pero si se puede decir que se hizo viral. Actualmente, el twitt tiene casi 60 mil "me gusta", 2 mil retwitt y cientos de comentarios.
Ver comentarios