El físico británico  Stephen Hawking, fallecido el pasado 14 de marzo, presentó dos semanas antes de su muerte un trabajo de investigación llamado, "Una salida serena a la inflación cósmica", en el cual dice como será el fin del mundo.

Según informa el diario The Sunday Times, Hawking fue coautor de un trabajo matemático cuyas últimas revisiones fueron aprobadas el pasado 4 de marzo.

De acuerdo con la publicación, el trabajo fue completado "en su lecho de muerte" y será publicado oficialmente en una reconocida revista científica después de la aprobación correspondiente.

Predice que el destino final de nuestro universo es desvanecerse eventualmente en la oscuridad a medida que todas las estrellas agoten su energía.

La investigación revela de qué manera la humanidad podría detectar la evidencia de otros universos paralelos que conforman un multiverso. Esto nunca había podido probarse y ahora estaría al alcance.

Thomas Hertog, coautor del trabajo, asegura que esta teoría pretende "transformar la idea de un multiuniverso en un marco científico comprobable". Hertog, profesor de física teórica de la Universidad de Leuven, en Bélgica, asegura que se reunió personalmente con Hawking para obtener la aprobación final antes de enviar el documento a revisión.