Más de 500.000 personas se infectaron de coronavirus y más de 23.000 murieron a causa de esa enfermedad en todo el mundo, informó este viernes la Organización Mundial de la Salud ( OMS).

El total de fallecidos sumaba esta noche 23.335 y equivalía a 4,5% de los 509.164 casos confirmados, según el reporte diario del organismo.

El último cómputo representa un aumento de 46.480 casos confirmados y 2.501 fallecimientos en las últimas 24 horas, según la agencia de noticias EFE.


Asimismo, los países y territorios afectados suman más de 200 y apenas una veintena de naciones no reportaron contagios, de acuerdo con el parte de la OMS.

Estados Unidos, con alrededor de 96.000 casos, e Italia, con unos 86.000, son los más afectados y superan a China, el país donde se originó la pandemia, que tenía este viernes unos 81.000.

Asimismo, la OMS destacó que más de 100.000 personas se recuperaron tras haber sido infectadas por el Covid-19.