Joe Biden y su vicepresidenta Kamala Harris asumirán la presidencia de Estados Unidos luego de que el 6 de enero pasado ocurriese un ataque interno al Capitolio que dejó el saldo de 5 muertos, varios heridos y una seguridad institucional vulnerada en todos sus flancos.

Tras los hechos, las autoridades declararon el estado de emergencia en Washington D.C., y en el resto de los territorios del país también permanecen en alerta ante la posibilidad de nuevas protestas violentas.

Por ese motivo, la Guardia Nacional estadounidense puso en marcha un inmenso operativo en el cual 25 mi miembros de esa fuerza custodiarán el solemne acto que, a demás de estar custodiado por el antecedente violento de hace dos semanas, deberá respetar los protocolos sanitarios por la pandemia del coronavirus.

La militarización del Capitolio.

Entre las medidas de seguridad que se tomaron para la toma de posesión del poder de Biden están el cierres de rutas y de líneas de metro, así como controles de vehículos, camiones militares, vallas y bloques de cemento para cercar la Casa Blanca y el Capitolio.

En ese sentido, la prensa estadounuidense ya habla de una zona fortificada para evitar cualquier incidente antes o durante la investidura del presidente electo en la capital, Washington D.C.

El Servicio Secreto coordinará un plan de seguridad, junto a al menos otras 20 agencias de y entidades públicas de ese rubro, para restringir los accesos a ciertas zonas neurálgicas de la ciudad capitalina.

Según destacó la prensa estadounidense, las autoridades trasladaron a la ciudad 25.000 tropas de la Guardia Nacional de al menos seis estados y el Distrito de Columbia, un número mayor de tropas que las desplegadas actualmente por Estados Unidos en guerras en el extranjero.

Junto a la Guardia Nacional, otros 3.800 agentes de la policía metropolitana y 2.200 de la policía del Capitolio se sumarán al acto de toma de posesión. En ese sentido, esta última, es investigada de ser cómplice del ataque al congreso yanqui.

Por otra parte, el FBI advertió sobre la posibilidad de que surjan marchas protagonizadas por seguidores de Trump, que posiblemente estén armados, los cuales protestarán en diversos Capitolios estatales de todo el país. Asimismo, algunas aerolíneas, como Delta y Alaska Airlines, prohibieron que los pasajeros que vuelen a Washington facturen armas en su equipaje despachado.

El FBI investiga a los 25 mil miembros  de la Guardia Nacional

Los agentes federales del FBI investigan a los 25.000 miembros de la Guardia Nacional que protegerán el acto, para extremar todas las precauciones, lo que la prensa internacional señaló como algo que incrementó el grado de ansiedad y preocupación por la seguridad del presidente electo, Joe Biden; de la vicepresidenta, Kamala Harris, y de todos los asistentes a la toma de posesión del demócrata en la capital estadounidense.

En ese sentido, normalmente el despliegue de esta fuerza es de entre 8.000 a 10.000 efectivos, pero la grave situación ameritó muchos más miembros.

Por su parte, el secretario del Ejército, Ryan McCarthy, citado por la agencia Associated Press, indicó que los responsables de la seguridad son conscientes de la posible amenaza y advertieron a los superiores de que estén muy atentos si observan algún problema o actitud sospechosa dentro de las filas.

“No paramos de revisar, una, dos y hasta tres veces a cada uno de los individuos asignados a la operación”, desplegada en la capital de la nación, recalcó McCarthy.

A pesar de que desde el 11-S se da prioridad al terrorismo dentro de las fronteras estadounidenses porque, en muchos casos, los individuos se radicalizan en EE UU y se unen a Al Qaeda, el Estado Islámico (ISIS, por sus siglas en inglés) o a grupos semejantes, ahora la amenaza sobre Biden podría ser interna.

Entre los grupos más radicalizados que pueden ocasionar disturbios graves son seguidores de Trump que sean supremacistas blancos, de extrema derecha y otros grupos radicales que han hecho bandera del fraude electoral.

Por último, para McCarthy la preocupación está en que los individuos radicalizados estén armados o coloquen explosivos en las zonas aledañas al Capitolio. 

Ver más productos

Cómo hacer ayuno intermitente de manera saludable

Cómo hacer ayuno intermitente de manera saludable

Cómo ser padres en el Siglo XXI

Cómo ser padres en el Siglo XXI

Historias de mujeres que cambiaron el mundo contadas para niñas rebeldes

Historias de mujeres que cambiaron el mundo contadas para niñas rebeldes

¿Qué regalar el día del padre?

¿Qué regalar el día del padre?

Ver más productos