La madre del chico atacado, D. Malleswari, expresó que días antes de que 17 perros atacaran a su hijo, se había quejado antes las autoridades municipales por la cantidad peligrosa de perros sueltos en la zona de su barrio en la ciudad de Guntur.

"Mi hijo no habría sido víctima de los perros callejeros si los funcionarios hubieran respondido a nuestras quejas", sentenció su padre, Yesu Kumar. Por su parte, la Asociación de Derechos de la Infancia pide una compensación de 38.000 dólares para la familia del pequeño.

"Los perros se lanzaron sobre él y lo mordieron indiscriminadamente en el cuello, el estómago y la cara. Algunos vecinos lo notaron, pero en lugar de rescatar al niño, estaban interesados en capturar el ataque en sus teléfonos móviles", indicó Achyuta Rao, presidente de la Asociación de Derechos de la Infancia del estado indio de Andhra Pradesh.

La ambulancia llegó una hora después del ataque y lo llevaron a un hospital cercano donde se recupera de las profundas mordidas. El doctor, Dr DS Raja Naidu dijo que "el chico fue derivado con mordeduras muy peligrosas. Ahora esta en estado delicado pero no corre peligro su vida".