El futbolista argentino Nicolás Otamendi fue asalatado en Portugal. Todo sucedió esta madrugada cuando regresó a su hogar luego del partido que Benfica disputó en condición de visitante ante Famalicão en el marco de la fecha 14° de la primera división.

Cuatro asaltantes lo abordaron de manera violenta y lo obligaron a ingresar su casa.

Según informaron el diario Correio da Manhã y otros medios portugueses, los delincuentes interceptaron al defensor de la selección argentina cuando ingresaba a su hogar, lo inmovilizaron y le pusieron un cinturón alrededor del cuello.

Adentro estaban su esposa e hijo, quienes entraron en pánico. En principio, los asaltantes se habrían llevado dinero y relojes que el futbolista surgido de Vélez tenía en su poder.

El robo está siendo investigado por la Policía Judicial de Portugal y se ha iniciado un proceso para intentar dar con los atacantes.

Se ha dispuesto una guardia a cargo de agentes de seguridad privada en la puerta de la casa de Otamendi.

El club publicó un comunicado: “Benfica confirma que su jugador Nico Otamendi fue víctima de un atraco en su domicilio durante la madrugada de hoy. El deportista y la familia están bien, a pesar del enorme malestar que genera la situación por la que atraviesan”.

“Benfica pide que la privacidad del jugador y su familia sea respetada por todos los medios de comunicación, a la espera de que se lleven a cabo las investigaciones iniciadas por las autoridades”, concluyó.

Otamendi, de 33 años, fue titular el domingo en la victoria de Benfica por 4-1 en condición de visitante ante Famalicão. Jugó los 90 minutos y fue clave para lograr un triunfo que le permite a las Aguilas llegar a los 34 puntos en la tabla de posiciones y ubicarse a cuatro de la cima, compartida por Oporto y Sporting de Lisboa.

 Crónica Policiales: todas las noticias de hoy