Dos mujeres fallecieron de un infarto este sábado durante el sismo de 6,1 grados que se registró en Ciudad de México, en donde un terremoto de 7,1 grados el martes pasado dejaba cerca de 300 muertos, reportaron medios locales. 

Una de las mujeres, de 80 años de edad, se encontraba en un barrio céntrico de la capital y al dirigirse hacia la puerta de su departamento sufrió un infarto, dijo el diario Reforma. 

Según vecinos de la zona, en esa área en donde el sismo del martes provocó el colapso de varios edificios, el temblor fue muy perceptible. 

La otra mujer, de 52 años, salió de su edificio en el sur de la ciudad y al llegar a la calle, se desvaneció frente al inmueble, agregó el diario. 

El sismo tuvo su epicentro en el sureño estado de Oaxaca, que se vio muy golpeado a inicios de septiembre por otro terremoto. 

El presidente Enrique Peña Nieto dijo en Twitter que las mayores afectaciones en Oaxaca son un puente que resultó dañado "que deberá reconstruirse" y estructuras con daños previos que colapsaron. Aparte de eso, dijo que "al momento, no se reportan daños mayores en más municipios del estado".
El nuevo movimiento telúrico detuvo las labores de búsqueda de personas atrapadas en varios edificios de Ciudad de México. 

En la céntrica zona de Roma-Condesa se reanudaron los trabajos de rescate a los pocos minutos de producido el sismo, y en otros puntos se fueron reanudando. 

Sin embargo, los trabajos permanecían aún detenidos en un edificio de departamentos que colapsó en el sur de la ciudad, donde ya se retiraron elementos japoneses e israelíes.

Fuente: Télam