Una mujer y su hija de 4 años murieron el martes pasado por la noche, al caer desde el piso 21 del lujoso edificio "Torre Lobos", en la ciudad uruguaya de Punta Del Este.

Las autoridades descartaron que se haya tratado de un accidente, y apuntan a la hipótesis de un suicidio y homicidio.

Según fuentes policiales, las víctimas, originarias de Porto Alegre, fueron identificadas como Luciane Tessman Osvaldt, de 44 años de edad, y su hija L.T.O., de 4 años.

 

Cuando sucedió el trágico hecho, el padre de la nena había salido a hacer compras a un supermercado de la zona.

De acuerdo a la investigación, la suicida tenía todo perfectamente planeado para saltar esa noche al vacío. Cuando su esposo se fue del edificio cerró la habitación con llave, salió al balcón que da al fondo del departamento y cortó la protección que tenía la ventana. Por último, agarró a su hija y se tiró.

En tanto, en las últimas horas se difundió en diferentes medios que "existen antecedentes de hechos extremos entre los parientes de la mujer".