Un turista de nacionalidad paraguaya de 27 años murió ahogado en una playa de la ciudad brasileña de Río de Janeiro, informó este miércoles Cuerpo de Bomberos local.

El joven, identificado como Diego Arnaldo, y que vivía en Formosa desde hace un tiempo, murió el último martes por la tarde en aguas de la playa de Barra da Tijuca.

El bañista llegó a ser socorrido por militares del Grupo Marítimo de Río de Janeiro, pero, pese a los trabajos de reanimación, Arnaldo falleció y su cuerpo fue trasladado al Instituto Médico Legal de Río de Janeiro.

En junio del año pasado fue encontrado el cuerpo del empresario argentino Juan Pablo Riba, a 120 kilómetros de Barra de Tijuca, donde había desaparecido desde el 16 de mayo de 2019 luego de ingresar al mar y ser arrastrado por la corriente marítima.

El empresario argentino murió el año pasado en las mismas aguas.


Con la llegada del verano, los bomberos reforzaron la vigilancia en las playas del litoral brasileño, entre ellas las de Río de Janeiro, uno de los principales destinos turísticos del país.

En el marco de la Operación Verano, unos 1.300 bañeros vigilarán las playas del litoral fluminense hasta marzo de este año, lo que supone un aumento del 50% de personal con respecto a 2019.

Tan solo el año pasado los bomberos realizaron cerca de 12.000 rescates en Río de Janeiro, la mayoría en las playas de la zona sur, las más visitadas por los turistas.

En Copacabana, una de las playas más famosas de la ciudad, se registraron unos 2.700 rescates en 2019, mientras que en Barra de Tijuca hubo 784 durante el mismo período.

Ver más productos

La Iglesia recuerda a la beata Maria Antonia Grillo

La Iglesia recuerda a la beata Maria Antonia Grillo

"El alma de las flores", el libro de Viviana Rivero que podés adquirir en www.cronishop.com.ar

Lecturas de verano: dos generaciones atravesadas por un mismo destino

El presidente Alberto Fernández trabaja en distintas cuestiones.

La lista de candidatos a la embajada del Vaticano que prepara Alberto

Alberto y Francisco, un encuentro que no sorprende

Alberto y Francisco, un encuentro que no sorprende

Ver más productos