Alrededor de 500 combatientes de la resistencia y talibanes (organización proscrita en Rusia) murieron en el transcurso de tres días de combates en la provincia de Panshir al nordeste de Kabul, comunicó una fuente a Sputnik.

La fuente informó que en tres días fallecieron alrededor de 500 personas incluyendo uno de los mandos talibanes sobre el terreno de Qari Fasihuddin, pero la información de su muerte no está confirmada todavía por los mismos talibanes​​​.

Del 6 al 14 de agosto, los combatientes del movimiento talibán se hicieron con el control de buena parte de Afganistán y el día 15 entraron en Kabul y tomaron el palacio presidencial. El presidente afgano, Ashraf Ghani, huyó del país.

En la noche del 30 al 31 de agosto los militares de EEUU abandonaron el aeropuerto de Kabul, con eso se puso fin a la presencia militar estadounidense en Afganistán de casi 20 años de duración.

Este lunes los talibanes aseguraron que sus combatientes lograron la conquista de Panshir, la única de las 34 provincias de Afganistán que no había caído en los manos de los insurgentes y declararon que dan por terminada la guerra, por segunda vez en dos meses.

Por su parte, las fuerzas de resistencia local, dirigidas por Ahmad Masud, desmintieron los informes sobre la caída de la región a manos de los talibanes.

Fuente: Sputnik