Un accidente generó conmoción e indignación. Una nena cayó de un auto en movimiento a una avenidad transitada de China y se salvó de milagro de ser atropellada. Sus papás no se dieron cuenta de lo que pasó y dejaron a la nena tirada en medio de los autos. Los dos padres fueron detenidos por haber puesto en riesgo a la niña.

El hecho sucedió en la ciudad de Ningbo, en China. Una pareja estaba con su hija circulando en su auto por una avenida. De un momento a otro, la nena se asomó por la ventanilla y terminó cayendo hacia la calle cuando el conductor aceleró el coche.

A pesar de que la menor estaba tirada sobre el asfalto, los padres nunca notaron lo que había pasado unos segundos antes y una vez que el semáforo cambió a color verde siguieron su recorrido sin hija en el automóvil. 

La dramática situación quedó grabada por una de las cámaras de seguridad de la zona que captó el momento preciso en donde se ve como la nena se cae accidentalmente del auto de sus padres, quienes sólo arrancaron y se fueron sin percatarse del peligro que corría la niña en la avenida.

Para su fortuna, unos automóvilistas se dieron cuenta de que la nena estaba tirada entre los carriles. Unas personas se detuvieron y se bajaron de sus vehículos para asistir a la nena, que continuaba llorando por la caída y sobre todo al no tener a sus padres cerca.

Las personas que ayudaron a la menor llamaron a los servicios de emergencias y la nena fue trasladada a un hospital cercano en donde se le hicieron estudios para descartar cualquier lesión. Según los medios locales, los médicos confirmaron que la pequeña no presentaba ninguna herida de gravedad y estaba fuera de peligro.

 

Por su parte, la policía inició una investigación sobre el incidente y determinaron que la niña estaba viajando en vehículo sin el cinturón de seguridad puesto y que los padres no le prestaron atención porque la dejaron jugando en el asiento trasero.

Es por eso que la Justicia decidió detener a ambos progenitores. Veronda Gladney, de 28 años y su pareja, Michael Aaron Branch, de 39, enfrentan cargos por haber puesto en peligro la vida de la pequeña.

Por último, un hecho similar ocurrió en marzo pasado en México y el momento fue captado por un joven, que viajaba detrás del auto y pudo alertar a tiempo a los papás que el nene para evitar que se produjera una tragedia por un descuido de un segundo.

Ver comentarios