Hugo Moyano. Uno de los apuntados por Cambiemos.



gcalisto@cronista.com.ar

Para cada conflicto político, el oficialismo supo elegir a un opositor representativo, el más odiado por el público, como imagen de aquello que se combatía. La estrategia, varias veces exitosa, permitió avanzar sobre derechos gremiales y sociales casi sin problemas.

Así, María Eugenia Vidal apuntó a Roberto Baradel para cerrar paritarias, sin conceder a los gremios docentes lo que pedían. El titular de Suteba, cercano al kirchnerismo, mantiene un fuerte rechazo social en todas las encuestas. De ahí que se apunte a él y no al conjunto del frente gremial. El caso de Hugo Moyano es similar, aunque el poder del líder camionero es inmensamente mayor al del docente.

También durante la campaña, Cambiemos apuntaba a opositores como Martín Sabbatella o Máximo Kirchner para mostrar que el pasado seguía muy presente dentro de las listas de Unidad Ciudadana.

Ahora, el elegido es Luis D´Elía. ¿Para qué? Para mostrar que el conflicto social y el rechazo al ajuste es, como dijo la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, "la hipótesis diciembre: el plan con el que la oposición busca instalarse para la campaña de 2019".

Que el piquetero haya llamado apenas horas después a "fusilar en la plaza al presidente Macri", confirma que es el perfecto idiota útil que el oficialismo necesita. Alguien que sea aún más rechazado que el ajuste social encarado. La semana que pasó, Cambiemos anunció un aumento promedio del 30% para el transporte público, un ajuste en las asignaciones familiares, un 25% y 30% de subas de luz y gas y empezó a soltar rumores de nuevo cambio a la baja en las jubilaciones.

Tanto recorte obliga a un endurecimiento de posturas de gremios y movimientos sindicales. Todo eso, con repercusión en el Congreso y enojo de gobernadores -que también están en la víspera de un año electoral local-, que anuncian públicamente el quite de colaboración hacia el oficialismo.

En ese marco, mientras las encuestas registran mayores caídas de imagen del Presidente que las cifras de la economía que muestra el Indec, el oficialismo reza por la multiplicación de los D´Elía. Y que una más que posible reaparición de Cristina Kirchner -podría ser esta semana- la tenga en ese rol de opositor/idiota útil funcional al relato político oficialista.

Quizás sea poco a lo que aferrarse para superar el momento de crisis. Pero quizás sea suficiente.

Ver más productos

El beato Juan Franscisco Marinoni, en el recuerdo de la iglesia católica.

La iglesia recuerda hoy al beato Juan Francisco Marinoni

Perón y Evita, una nueva era política en el país

De Perón a Fernández, un país siempre convulsionado

Los feligreses demostraron la devoción por la Virgen en su día (Carlos  Ventura - Diario Crónica)

Ceremonia impregnada de espíritu bergogliano

Ver más productos