@lbugner 
lbugner@cronica.com.ar 

Las calles de Bolivia se llenaron de historia. Desde los lugares más recónditos del país, miles de pobladores originarios marcharon hasta zonas céntricas para ir más allá de un posicionamiento sobre el golpe de Estado, concepto que a esta altura no merece cuestionamiento alguno. Abanderados bajo la whipala, la cultura étnica se puso sobre la mesa, como si se tratara de un reclamo del siglo XVI.

Hay océanos de distancia entre la coyuntura boliviana y la colonización de 1492, por supuesto. Pero una frase del historiador Fritz Stern sobre la llegada de  Cristian Colón al territorio americano se puede extrapolar a la actualidad, con las disculpas necesarias por la mención. Para el estadounidense, en aquellos años se dio un "choque de dos mundos". La actualidad, con sus diferencias, sigue viviendo la división en dos de la sociedad.

A eso hizo referencia, días atrás, el presidente electo Alberto Fernández, para quien "Evo Morales es el primer presidente boliviano que se parece a los bolivianos". Ahí no hay ningún juego de palabras. Tampoco torpeza. Para aclaración, alrededor del 65% de la población de Bolivia es indígena o descendiente.

Y Evo, de orígenes cocaleros, pertenece a esa porción. A tal punto que para 2009 -durante su primer mandato presidencial- se cambió el nombre oficial del país a "Estado Plurinacional de Bolivia", en reconocimiento de su naturaleza multiétnica. Esa es la justificación del apoyo popular que tiene la figura de Evo Morales, actualmente refugiado en México.

Cuando sus símbolos, su pasado y sus intereses fueron representados y puestos en lo más alto del país, una senadora de derecha -quizá parte de ese otro 35%- se autoproclamó presidenta bajo el mando de las Fuerzas Armadas. "Dios ha permitido que la Biblia vuelva a entrar al Palacio. Que Él nos bendiga", fue su juramento. El juramento fue la semana pasada, no en el siglo XVI.

Como dijo Marx, "la historia se repite dos veces: la primera como tragedia, la segunda como farsa". Acá la rueda histórica parece ser sólo trágica.

Ver más productos

El beato Bartolomé Fanti, en el recuerdo de lglesia católica.

La iglesia recuerda hoy al beato Bartolomé Fanti

El llamativo faltazo de un hombre clave de Macri en su despedida

El llamativo faltazo de un hombre clave de Macri en su despedida

Alberto Fernández y Macri, juntos en una misa

Alberto Fernández y Macri, juntos en una misa

Ver más productos