acaballero@cronica.com.ar 

Cuesta creer que, viviendo en democracia hace 36 años, sólo hayamos tenido dos debates de candidatos presidenciales y recién en 2015. Como pasa a menudo en nuestro país, hay cosas que deben ser impuestas por ley para que sucedan: fue en diciembre de 2016 cuando se sancionó la normativa que indica que todos los candidatos que hayan superado el piso del 1,5% de los votos en las Primarias Abiertas Simultáneas y Obligatorias (PASO) deben presentarse al debate, so pena de ser castigados con "el no otorgamiento de espacios de publicidad audiovisual".

Acertada amenaza, ya que con la polémica aún vigente sobre los gastos de campañas electorales anteriores, los preciosos minutos gratuitos en medios de comunicación deben atesorarse y aprovecharse. Al contrario de lo que sucede en otros países, donde la oportunidad de discutir con los contrincantes y presentar las ideas es valorada y esperada, aquí el entusiasmo parece escaso

. Si bien los seis candidatos ya confirmaron a la Cámara Nacional Electoral su asistencia a los eventos del 13 de octubre (en Santa Fe) y el 20 (en Buenos Aires), en público las manifestaciones al respecto brillan por su ausencia. Apenas Alberto Fernández, el mejor "rankeado" dado su triunfo en las primarias, se refirió al tema en una entrevista con Página 12, y aunque se mostró dispuesto a debatir, cuestionó la obligatoriedad del evento.

Además, aplicó chicana al criticar la situación en la que  Mauricio Macri llegaría al debate: "Terminan teniendo que asumir un debate con una debilidad electoral profunda y con una debilidad política mayor". Entre sus tantos bemoles, el ejercicio de la política conlleva la posibilidad de contrastar ideas y argumentos.

Las declaraciones unidireccionales, en monólogos o publicaciones en redes sociales, constituyen un recurso fácil. Donde verdaderamente se ven los pingos es en la cancha, decía la abuela, y el debate por venir es una chance digna de honrar por público y protagonistas.

Ver más productos

¡Mes del niño solidario!

¡Mes del niño solidario!

Alberto Fernández: el componedor político

Alberto Fernández: el componedor político

¡Últimos días de SALE!

¡Últimos días de SALE!

Viví el deseo y el placer

Viví el deseo y el placer

¿Cómo conocer tu destino?

¿Cómo conocer tu destino?

¡Descuentos en Cronishop!

¡Descuentos en Cronishop!

Cómo ser más inteligentes

Cómo ser más inteligentes

¡Ahora que somos felices!

¡Ahora que somos felices!

Para trabajar la mente y la paciencia

Para trabajar la mente y la paciencia

Eva Duarte: toda la verdad

Eva Duarte: toda la verdad

Ver más productos