gcalisto@cronica.com.ar 
@gcalisto 

El frío y la gente que duerme en la calle. La caída del consumo de leche. El aumento de la carne y el descenso en las ventas. Más gente en los comedores sociales. Cáritas diciendo que quienes antes aportaban a la colecta anual ahora van a pedirles comida. Se compra más arroz, polenta y fideos. Y harina, para hacer todo en casa y no gastar de más en algo ya elaborado.

La dieta de los argentinos se puede resumir en un solo término, tan abarcativo como abstracto: ajuste. Achicar el gasto, porque la plata no alcanza. Un país donde la pobreza alcanza a más del 35% de sus habitantes, donde la mitad de los que trabajan lo hace en negro, donde la caída del uso de capacidad instalada en las empresas acompaña las cifras sobre desempleo, que volvieron a superar el 10% en todo el país.

En ese contexto empezará un nuevo gobierno que prometió "levantar la perilla de la economía" y "reactivar el consumo". Dos definiciones claras, pero cuyo traspaso a la realidad será difícil de lograr. No hay plata para "poner en el bolsillo de la gente" como prometió el Frente de Todos.

En ese marco, los acuerdos como el Plan Nacional contra el Hambre suenan bien, pero el foco no debe correrse de lo principal: encontrar un sistema económico que saque a la gente de la pobreza y salir del actual, que amplía esa cifra a cada paso. La diferencia entre "comer y alimentarse", expuesta por la cocinera Narda Lepes, es clave para entender la nutrición infantil.

El trabajo que hacen tanto la Iglesia como los movimientos sociales también es importante. Todos pueden aportar algo. En un país en "emergencia alimentaria" la otra pregunta es: ¿por dónde se empieza? El equipo de  Alberto Fernández adelantó apenas la creación de una tarjeta que reemplazaría la quita del IVA a los alimentos implementada durante la campaña por el actual gobierno.

Si de verdad se va hacia una transformación, ¿qué es lo primero para cambiar? ¿Qué se modifica en la logística de compras del Estado? ¿Qué, en los productos que se adquieren, en las licitaciones o compras directas? ¿Cómo se organiza una nueva red, si esa es la idea, que facilite la llegada de los alimentos precisamente a los lugares donde la presencia de lo público brilla por su ausencia?

Si el Consejo que se reunió el pasado viernes tiene respuestas para esos planteos, comenzará a verse a partir del 10 de diciembre. El tema es demasiado urgente y demasiado importante como para usarlo para mostrarse en una foto con famosos o quedarse en una mesa sin soluciones.

Ver más productos

Santa Lucía de Siracusa, en el recuerdo de la iglesia católica.

La iglesia recuerda hoy a Santa Lucía de Siracusa

Perón y Evita, una nueva era política en el país

De Perón a Fernández, un país siempre convulsionado

Los feligreses demostraron la devoción por la Virgen en su día (Carlos  Ventura - Diario Crónica)

Ceremonia impregnada de espíritu bergogliano

Ver más productos