Mauro Alberto Varela, un hombre de 37 años y padre de una adolescente, manejaba tranquilamente su auto por una calle del barrio de Gerli cuando lo asesinaron.

Un vehículo a toda velocidad y a contramano lo embistió y provocó que Varela saliera despedido del automóvil. Murió casi al instante.

Este trabajador asesinado fue víctima de la llamada “justicia por mano propia”.

A Varela lo mató Luciano Rodríguez, a quien minutos antes le habían robado su celular mientras estaba hablando en su auto. Furioso, comenzó a perseguir al motochorro y a gran velocidad tomó por contramano la calle Basavilbaso, hasta que chocó a Varela y lo mató. Rodríguez ahora permanece detenido por el delito de “homicidio culposo agravado”.

La vida de Varela se perdió por un celular. El primer culpable es el delincuente que robó el teléfono móvil, pero tuvo la complicidad del conductor que ciego de furia puso en riesgo la vida de toda la gente que en ese momento circulaba por la zona. Y terminó matando, algo muy probable cuando se va a toda velocidad de contramano.

Justicia por mano propia

Por un celular terminó con la vida de Varela, llevó la tragedia a su familia y terminó enfrentando una causa judicial que puede terminar en una condena de prisión.

Este caso se produce en un momento en que muchos vuelven a justificar y hasta a alentar la “justicia por mano propia” y los linchamientos en las calles.

Muchos lo hacen sin detenerse a pensar que esto es abrirle la puerta a un monstruo muy peligroso, que esas acciones abren la puerta a la ley de la selva y pueden terminar como la tragedia de Gerli, con un inocente muerto y la víctima del robo presa.

Si no existen límites a la defensa propia, una víctima se puede transformar rápidamente en un victimario. Además de una diferencia fundamental: una cosa es perseguir a alguien que acaba de asesinar a un niño, otra a uno que manoteó un celular. Porque al justificar a los “justicieros” a veces todo se mezcla.

Esta vez, en Gerli, un “justiciero” asesinó a un inocente trabajador y dejó huérfana a una adolescente.

Ver más productos

Los primeros 1000 días de tu hijo son fundamentales 

Los primeros 1000 días de tu hijo son fundamentales 

La historia completa sobre Eva Duarte

La historia completa sobre Eva Duarte

Crónicas de retórica: los discursos que cambiaron al mundo

Crónicas de retórica: los discursos que cambiaron al mundo

Luciano Lutereau escribe cómo ser padres en el Siglo XXI

Luciano Lutereau escribe cómo ser padres en el Siglo XXI

Opciones para los chicos en vacaciones

Opciones para los chicos en vacaciones

Astrología para este 2021

Astrología para este 2021

A 50 años del secuestro de Aramburu

A 50 años del secuestro de Aramburu

Tendencias que te cambian la vida

Tendencias que te cambian la vida

La victoria de River Plate

La victoria de River Plate

Una historia secreta sobre Boca Juniors

Una historia secreta sobre Boca Juniors

Ver más productos