Una abuela murió por quemaduras y asfixia luego de que el geriátrico de Parque Avellaneda en el que estaba internada fuera devorado por un incendio. Se vivieron momentos de enorme dramatismo, dado que durante las tareas de rescate, otros 60 ancianos que se alojaban en el lugar debieron ser evacuados, en principio, en la calle. 

De acuerdo a lo que pudo averiguar Crónica, el luctuoso episodio se produjo pasadas las 23 de este jueves en el Instituto Geriátrico San Lucas, ubicado en la calle Medina 1650, entre Primera Junta y Monte, a escasos 150 metros del Parque Avellaneda porteño.

En ese lugar y en pocos minutos, las llamas avanzaron sobre el inmueble. Según Santino, un vecino del alojamiento, "al parecer alguien en el interior prendió un cigarrillo y éste tomó contacto con algún elemento combustible".

El personal del geriátrico llamó a los bomberos de la Ciudad y a la policía, que acudieron junto con personal del SAME, debido a que varios de los ancianos presentaban principio de asfixia.

A partir de allí, los instantes fueron de auténtico dramatismo y angustia. Se debió trabajar contrarreloj para sacar del inmueble a la totalidad de los pacientes, estimados en 60. También, había dentro dos enfermeras.

En principio, tal como se observa en las imágenes que ilustran la nota, los ancianos fueron colocados en la puerta de la vieja casona, donde además recibieron las primeras atenciones médicas.

Mientras se realizaban las labores de evacuación, los facultativos del SAME, encabezados por su director Alberto Crescenti, quien se hizo presente en el lugar, constataron el deceso de una señora de avanzada edad. Presentaba quemaduras y los doctores presumen que su fallecimiento se produjo por asfixia.

Los mismos vecinos, que también participaron y ayudaron para sacar a los abuelos de entre las llamas, denunciaron que en el geriátrico "los abuelos estaban atados a las camas, lo descubrimos recién cuando entramos. Esto terminó con una abuela muerta pero podrían haber sido muchos más, porque había más de 50 viejitos adentro".

Los mismos habitantes de la zona, comentaron que "el geriátrico está en venta desde el año pasado, no queremos ser malpensados, pero fue raro este incendio".

La información aportada resultó ser cierta, dado que la propiedad es ofrecida en uno de los sitios inmobiliarios más importantes del país. El anuncio, publicado hace 202 días, reza lo siguiente: "Venta casa de 7 ambientes en Parque Avellaneda. U$S 850 mil. Inmueble de dos plantas con dos patios y jardín. Es apto profesional y comercial. Actualmente funciona como residencia geriátrica. Posee cocina industrial, amplio comedor, tres baños y los pisos son de cerámicos. Las ventanas están protegidas con rejas. Tiene rápido acceso a la Autopista Perito Moreno y a la Avda. Eva Perón".

Imágenes del drama:

Fotos cortesía de Erika Montalvo.