Los diez rugbiers detenidos por el crimen de Fernando Báez Sosa (19) a la salida de un boliche de Villa Gesell fueron trasladados pasadas las 7.30 a una sede de la Policía provincial para ser sometidos a una rueda de reconocimiento, en la cual participarán amigos del joven asesinado.

En el procedimiento también participará Pablo Ventura (21), último en ser aprehendido y quien fue liberado en la noche del martes.

Uno de los acusados es trasladado donde realizarán la rueda (Hernán Nersesian/Crónica)
Otros integrantes del mismo grupo (Hernán Nersesian/Crónica).
Los rugbiers estarán frente a los amigos de la víctima (Hernán Nersesian/Crónica).

La rueda a realizarse este jueves será la primera, ya que llevarán a cabo otras este viernes y la semana próxima, según ordenó la titular de la Unidad Funcional de Instrucción 6, Verónica Zamboni, quien lleva adelante la causa.

Esta medida es desestimada por la defensa de los rugbiers, que aseguró que los rostros de los acusados son conocidos por su difusión en medios y redes sociales.

Los rugbiers sobre el vehículo policial (Hernán Nersesian/Crónica).
Fueron trasladados desde la Comisaría de Villa Gesell (Hernán Nersesian/Crónica).
La policía escoltará la camioneta (Hernán Nersesian/Crónica).