Una presunta banda narco que operaba en la ciudad de Rosario y que era liderada por un ciudadano peruano que está preso en la cárcel de Piñero, fue desarticulada tras una serie de allanamientos en los que se logró secuestrar 15 kilos de cocaína, más de 5 millones de pesos y 100 mil dólares, informaron el pasado viernes fuentes judiciales.

Los investigadores identificaron al supuesto jefe de la banda como Julio Andrés Rodríguez Granthon, un peruano que está detenido desde junio pasado en la unidad penal santafesina de Piñero, dijeron voceros del caso.

Rodríguez Granthon fue procesado por comercialización de estupefacientes al ser arrestado con más de tres kilos de cocaína a mediados de año, y esta semana su celda fue allanada en esta nueva causa, añadieron los informantes.

La investigación que desbarató a la banda se inició por una denuncia ante la brigada antinarcóticos de la sede Rosario de la Policía Federal y estuvo dirigida por la fiscal federal 3, Adriana Saccone.

Como resultado del operativo, denominado por la PFA como "Coronas Blancas", se secuestraron 15,5 kilos de cocaína, casi 5,3 millones de pesos y 110 mil dólares.

A la vez, seis personas fueron detenidas en diez allanamientos solicitados por Saccone, detallaron desde el Ministerio Público Fiscal (MPF).

Según voceros del caso, los allanamientos se realizaron en domicilios de Rosario y de la localidad vecina, Funes.

Una mujer que fue arrestada tenía en su poder 8,5 kilos de cocaína, precisaron los investigadores.
Entre los detenidos se encuentra quien sería el proveedor de la droga, los intermediarios y quienes comercializaban la cocaína al menudeo.

Para los investigadores, y como resultado de las escuchas practicadas en la causa, Rodríguez Granthon oficiaba de proveedor de la banda a través de una persona que cumplía sus órdenes en libertad.

El resto de la cocaína fue secuestrada durante una operación de comercialización que se realizó el martes pasado en Amenábar y bulevar Avellaneda, en la zona sudoeste de esta ciudad.

A raíz de las escuchas los pesquisas obtuvieron el dato de que se realizaría una operación en ese lugar, donde fueron detenidas "cuatro personas al momento en que se intercambiaba cocaína por dinero", informó el sitio Fiscales, del MPF.

En ese procedimiento se secuestraron siete paquetes blancos ?tipo ladrillo, con un peso de 7,1 kilos- con un logo en bajo relieve de una corona, "forma en la que se suele identificar al clorhidrato de cocaína de máxima pureza", agregó el vocero.

Además, se secuestraron en uno de los autos más de 2.250.000 pesos y en otro 750.400.

"Mientras este operativo se estaba desarrollando, se observó pasar una camioneta Amarok que estaba identificada en la investigación, por lo que tras una breve persecución se logró detenerla e identificar a sus ocupantes", informaron los investigadores.

Y agregaron que "entre los mismos se encontraba quien conforme a la pesquisa era uno de los principales proveedores de cocaína de la organización".

Ver más productos

Santa Cecilia, en el recuerdo de la iglesia católica.

La iglesia recuerda hoy a Santa Cecilia de Roma

Macri planea resolver la transición por decreto

Macri planea resolver la transición por decreto

El Vaticano contra “la manipulación de la religión”

El Vaticano contra “la manipulación de la religión”

Ver más productos