Impunidad. Alan, a los tiros durante Navidad.

Alan Funes, uno de los capos de la organización que enfrenta a los Caminos –la banda liderada por Alexis, hijo de Roberto "Pimpi"– fue detenido este martes por la mañana en la zona suroeste de Rosario. Lo buscaban desde el 27 de diciembre pasado. Está sospechado de haber asesinado a un hombre en mayo de 2016 y a una mujer la semana pasada. El sábado arrestaron a su papá.

Según informó el periodista Agustín Lago de Radio 2, Funes fue detenido este martes alrededor de las 7 de la mañana en Callao al 3900. También cayó su novia, Jorgelina. Ambos están sospechados del crimen de Marcela Díaz, la hermana de Tubi Segovia perpetrado desde un auto el 15 de enero pasado, según informa Rosario 3.

Así detenían a Alan.

Sobre Funes pesa otra acusación: el crimen de Eugenio "Pupi" Solano, en aparente venganza por la muerte de su madre, Mariela Miranda. Pero el nombre de Alan trascendió el barrio hace poco, luego de que se conociera un video donde se lo ve a los tiros con una ametralladora pese a estar bajo arresto domiciliario. Una burla a la Justicia.
 

 


Esto fue durante las Fiestas. Su hermano Lautaro –mejor conocido como “Lamparita”– las pasó tras las rejas, en la cárcel de Piñero. Había sido detenido por la Policía Federal en septiembre de 2017 e imputado por 14 delitos de competencia provincial. Su otro hermano, Ulises, celebró Navidad en la calle. Serían sus últimos días. El 7 de enero lo asesinaron de forma brutal en Entre Ríos y Garay lo que disparó promesas de venganza de parte de Alan y "Lamparita" que amenazaron con "filas de muertos" en sus muros de Facebook.

Por otra parte, Jorge "Gordo" Funes, su padre, sufrió varios balazos en la localidad de Alvear el 31 de diciembre.

La amenaza de Funes

 

 

"Se piensan que me quebraron matando a mi hermano. Saben que tengo ganas de salir a matar, que tengo más que antes. No saben que la guerra no terminó. La guerra va a terminar cuando los mate a todos, hasta la generación más chica. O me matan a mí. Estoy fuerte y de pie. Este año me voy y a ustedes les falta más. Hermano, sabés que a tu muerte la voy a vengar y después que pague como tenga que pagar, no me importa, pero me la van a pagar. Siempre te voy a recordar, gordito", había escrito Lautaro desde Piñero. Luego lo trasladaron a Coronda, desde donde pidió el traslado por temor a que lo maten.

En el mientras tanto, Alan había bajado el perfil. Y huido de su casa (y por ende del arresto domiciliario). El 5 de enero la Policía no lo encontró en su domicilio y la Justicia libró órdenes de captura nacional e internacional.

Lo ubicaron unos diez días después. Un testigo del asesinato de Díaz aseguró haberlo visto dentro del auto desde donde salieron los disparos mortales.

Desde entonces no se volvió a saber de él. El fin de semana pasado circularon rumores de que la Policía estaba cerca de encontrarlo. El sábado, los agentes allanaron un domicilio pero en su lugar hallaron a su papá, Jorge.

Rivalidad

La familia Caminos estuvo ligada históricamente a la barra brava de Newell's, que lideró durante casi una década Roberto "Pimpi" Camino, quien fue asesinado en marzo de 2010en un bar de Servando Bayo al 1400.

Pimpi Caminos fue líder de la barra leprosa desde 2004 hasta la caída de Eduardo J. López, presidente de la entidad, apoyado en sus hermanos Alberto, alias Tato, y Juan Ramón, apodado Rengo. Lideró una red mafiosa en la zona sur de Rosario, que tenía al narcotráfico como principal financiamiento. Tras su muerte, la familia continuó con los negocios vinculados al mundo de la droga.
 

El origen del conflicto entre los Funes y los Caminos

Informe de Agustín Lago para El Tres.