El crimen Braian Nahuel Cuitiño sacudió a todo un barrio. Es por eso que sus familiares, amigos y vecinos marcharon este lunes por la tarde en reclamo de justicia frente al boliche de Pilar donde fue brutalmente asesinado.

La movilización comenzó cerca de las 18 y estuvo encabezada por las dos hermanas de la víctima junto a decenas de chicos que se concentraron en Las Magnolias al 800, de dicho partido del norte del conurbano, donde se ubica el bar "Napoleón". De buenas a primeras, durante la movilización, un grupo reducido de chicos intentó derribar a golpes el frente de madera del local, en el que pintaron con aerosol "asesinos" y "justicia".

Sin embargo, fueron los propios manifestantes quienes lograron, en primera instancia, calmar los ánimos de los más exaltados. Luego, personal policial montó un cordón humano para evitar nuevos incidentes y que ingresaran al predio.

Tras ello, los manifestantes prendieron fuego cajas de madera, cartón y neumáticos sobre la calle Las Magnolias –cuyo tránsito quedó totalmente cortado- y continuaron con la protesta.

Minutos después de las 20, el incendio fue apagado y otra vez un grupo reducido de jóvenes quiso avanzar nuevamente sobre el bar y arrojaron piedras, por lo que los efectivos los dispersaron con gases lacrimógenos.

A partir de la intervención policial, la mayoría de los manifestantes se alejaron por la calle aunque varios permanecían en los alrededores.