Uno de los detenidos que el pasado 26 de abril escapó junto con otros siete presos de la comisaría de Llavallol, tras provocar un corte de luz, romper la reja de una celda y golpear a dos policías, fue capturado en la localidad bonaerense de San Justo. Se trata del quinto prófugo recapturado, mientras continúa la búsqueda de los restantes tres.

Marcos Arancibia se suma de esta manera a Agustín Toledo, Rodrigo Pechinotti, Nicolás Soria y Daniel Alfaro Durante. Aún continua la búsqueda de Cristian Migueles, Franco Ruiz (o Pedro Fuentes) y Juan López. Autoridades policiales de la estación de policía de Lomas de Zamora y de la Superintendencia de Seguridad del Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) de la Zona Sur Dos supervisaron las diligencias, y habían establecido que el hombre buscado, identificado como Marcos Arancibia, se había ocultado en una vivienda del mencionado municipio.

Además, los pesquisas constataron que Arancibia solía frecuentar las inmediaciones del shopping de San Justo, ubicado sobre la Ruta Nacional 3, por lo que se dispuso un sistema de vigilancia encubierta, con policías de civil que utilizaban vehículos particulares simulando ser remiseros o pasajeros.

En ese marco, cerca de la medianoche, los agentes notaron la presencia de Arancibia en la zona y rápidamente lograron reducirlo y detenerlo, sin que ofreciera resistencia alguna, precisaron las fuentes. Por su parte, otro de los recapturados, Daniel Alfaro Durante, fue detenido el 16 de mayo pasado en la esquina de Pasco y Santa Ana, en la localidad de Almirante Brown.

Voceros policiales indicaron que Alfaro había sido detenido y acusado del homicidio agravado de Pascual Martínez, el joven que murió el pasado 15 de abril de un balazo en la ingle durante una pelea en cercanías de un domicilio investigado por venta de paco en la localidad de Temperley.

La fuga de la Seccional 4ª de Llavallol se produjo el 26 de abril cerca de las 22, cuando ocho de los doce presos que estaban alojados en uno de los dos calabozos de la comisaría, ubicada en Euskal Echea al 200, escaparon tras romper la parte baja de la reja y la malla metálica de la puerta de la celda.

Uno de los detenidos, Cristian Migueles, logró salir hacia el pasillo utilizando trozos de sierras y puntas de acero y cortó la electricidad del lugar al deshabilitar las llaves térmicas. En ese momento, dos mujeres policías que se encontraban de guardia fueron atacadas a golpes por los presos, que además intentaron quitarles las armas reglamentarias, pero no las tenían consigo.

Ver más productos

Confesiones: "Alberto es un tipo temperamental"

Confesiones: "Alberto es un tipo temperamental"

¿Qué hacer el fin de semana largo?

¿Qué hacer el fin de semana largo?

Cómo vivir mejor a pesar del aislamiento

Cómo vivir mejor a pesar del aislamiento

Ponete la camiseta y reviví la final que hizo historia

Ponete la camiseta y reviví la final que hizo historia

Alberto Fernández: lo que nadie te contó

Alberto Fernández: lo que nadie te contó

Sexo ATR: vivir el placer en tiempos de cuarentena

Sexo ATR: vivir el placer en tiempos de cuarentena

Ponete la camiseta y reviví lo mejor del fútbol

Ponete la camiseta y reviví lo mejor del fútbol

La pasión no tiene cuarentena

La pasión no tiene cuarentena

Evita: la verdadera historia

Evita: la verdadera historia

¡Para los más chicos en casa!

¡Para los más chicos en casa!

Ver más productos