Un albañil fue detenido por abusar sexualmente de su sobrina y ahijada durante cuatro años, respectivamente luego de ser descubierto infraganti por dos trabajadores del departamento de General Taboada, en Santiago del Estero.

Según indicaron los medios locales, el acusado, de 32 años, fue llevado a prisión preventiva por órdenes de la fiscal de Añatuya, Andrea Darwich, que imputó al pervertido por "abuso sexual con acceso carnal" y "corrupción de menores".

La madre de la menor denunció al abusador, a si como lo hicieron también dos trabajadores  que vieron como el hombre se llevó a la niña a una especie de improvisado colchón con yuyos y luego apareció con la ropa sucia y llorando.

Por su parte, el albañil negó la acusaciones y señaló que quería mucho a su sobrina y por eso le daba "un poco de dinero". "Como a todas mis sobrinas", expresó.

Sin embagro, las pruebas científicas confirmaron el abusos recibido por la menor, razón por la cual, la fiscal requirió la prisión preventiva del albañil, otorgada por la jueza de Control y Garantías, Gladys Liliana Lami.