En un emotivo posteo, la hija de José Gatto lamentó la muerte de su papá, de 74 años, que fue baleado por delincuentes que lo asaltaron en su casa de  Turdera. "Te arrebataron la vida y peleaste hasta tu último momento”, escribió la mujer en cuenta de Facebook.

José Gatto, de 74 años, fue asesinado de un balazo durante un asalto.

El crimen, que fue primicia de cronica.com.ar, ocurrió cerca de las 21 del viernes en la vivienda situada en la Avenida Hipólito Yrigoyen al 11.600, en pleno centro comercial de la mencionada localidad en el partido de Lomas de Zamora, al sur del conurbano bonaerense.

Fuentes policiales informaron a este medio que Gatto llegó en una camioneta Citroën Berlingo y cuando estaba por sacar la basura, dos delincuentes armados lo interceptaron en la vereda y lo obligaron a ingresar al domicilio, donde también estaba el hijo del jubilado, Nahuel, de 33 años.

Tras maniatar y golpear a ambos hombres, los delincuentes les exigieron que les entreguen el dinero. En esas circunstancias, liberaron a Gatto, quien comenzó a forcejear con ellos. Es así que éstos le dispararon y uno de los impactos le dio en la espalda.

El jubilado fue trasladado de urgencia al Hospital Gandulfo, en  Lomas de Zamora, pero falleció a raíz de sus graves heridas.

“Buen viaje viejo, lo siento tanto. Traté de cuidarte lo más que pude. Te arrebataron la vida y peleaste hasta tu último momento, escribió Ágata Vanesa Gatto en su cuenta de Facebook durante sábado por la tarde tras conocerse la muerte de su papá.

En el mismo posteo, ella mencionó a su hermano Nahuel, que estuvo presente durante el robo, y le agradeció a su papá por protegerlo:No es justo que haya sido así... te salvaste de tantas. No pudiste hacer el cumple que tanto querías”.

Además compartió una frase del escritor Lewis Carroll del libro "Alicia en el País de las Maravillas", que dice: “¿Cuánto tiempo es para siempre?... A veces, solo un segundo”.

El posteo que compartió la hija del jubilado Luis Gatto en sus redes sociales (Facebook).

Los delincuentes, que aún buscaban identificar, huyeron en la camioneta de Gatto, que después apareció abandonada y quemada en las cercanías de la avenida Antártida Argentina al 800, en la localidad vecina de Llavallol.

Intervino en la causa, que fue caratulada “Homicidio en ocasión de robo”, el fiscal Nicolás Espejo, de lla Unidad Funcional N° 7 especializada en Entraderas y Escruches del Departamento Judicial de Lomas de Zamora.