Soledad Amalia Cuzzi, de 35 años, es la mujer que quiso atacar al oficial Luis Argañaraz empuñando una tijera de 20 centímetros. El hecho ocurrió en Hidalgo 650, a metros de una cochera en el barrio de Caballito, donde el efectivo hacía de "consigna".

La mujer quedó detenida por "amenazas y lesiones"
Según Roberto, testigo del hecho, la mujer "venía insultando y con un perrito" y cuando el policía le pidió que depusiera su actitud temeraria ésta le dijo: "soy de la calle, tengo un hijo. Si me matas me haces un favor". 
 

El episodio es investigado por la jueza en lo Criminal y Correccional N° 45 de Capital, María Dolores Fontbona de Pombo, y la causa por la que fue imputada la agresora es "amenazas y lesiones"